Recetas de pescado

Anchoas al pesto

Anchoas al pesto
5 recetas fáciles para la primavera de 2019

La receta de anchoas al pesto es un perfecto entrante de celebración o el eje central de una cena de picoteo de excepción. Las anchoas son uno de los ingredientes más extendidos en nuestra cocina nacional. Este pescado delicado repleto de sabor se cocina muy rápidamente y nos permite disfrutarlo en infinidad de recetas. Para hacerlas aún más apetitosas nada mejor que una combinación increíble de sabores, un exquisito pesto que cubrirá de gloría un entrante de revista de cocina. Si te apetece comer algo rápido con una serie de ingredientes naturales y saludables, toma nota de estas anchoas al pesto, su sabor te sorprenderá.

Ingredientes:

  • 250 gr de anchoas
  • 2 cucharadas de pan rallado
  • 1 vaso de vino blanco
  • 1 cucharada de vinagre balsámico
  • Unas hojas de albahaca
  • Piñones
  • 1 diente de ajo
  • Aceite de oliva
  • Parmesano rallado
  • Cómo preparar ñoquis al pesto:

    1. La parte más complicada de esta receta es encontrar todos los ingredientes adecuados para hacer el plato. Nos serviremos de unas anchoas frescas, cuando es temporada el precio es escandalosamente bajo por la calidad que nos ofrecen. Las podemos limpiar o hacer que en la propia pescadería las limpien y tenerlas siempre a mano.
    2. Las anchoas las dejaremos perfectamente limpias, quitándoles la espina central y consiguiendo de esta manera unos lomos perfectos de sabor que serán la base de un entrante de lo más especial.
    3. Cuando tenemos las anchoas preparadas, vamos a seguir con la salsa pesto. Ponemos en el vaso de la batidora el diente de ajo, si no nos gusta demasiado podemos ponerle menos cantidad, con medio ya estará bien.
    4. Añadiremos la albahaca fresca, el parmesano y los piñones. Trituraremos estos ingredientes hasta conseguir una masa de más o menos consistente. Para rebajar este ingrediente le pondremos un poco de aceite con el pan rallado. Será una salsa contundente repleta de sabor que salpimentaremos al gusto.
    5. Ponemos las anchoas abiertas sobre la superficie de trabajo. Les añadimos una cucharada de la mezcla anterior. Enrollamos las anchoas y las dejamos unidas con un palillo para evitar que se salga el delicioso relleno al pesto.
    6. Las anchoas por si solas ya estarán increíbles, podemos irlas poniendo en una bandeja para presentar el plato o guardarlas en la nevera hasta el momento de su llegada a la mesa. Serviremos con un chorrito de vinagre balsámico por encima para darles un toque de color y de sabor de más. Tendremos listo un entrante de lo más sencillo que siempre quedará bien.

    Lo último en Recetas de cocina

    Últimas noticias