Recetas de helados

Helado casero de aceite de oliva con miel granizada

Helado casero
Helado casero de aceite
Comentar

El helado casero de aceite de oliva con miel granizada es muy peculiar. De hecho, puedes ofrecerlo para celebrar una ocasión especial…

3 recetas de helados caseros

Helados ligeros para el verano 2022

Helado casero de kéfir

El helado casero de aceite de oliva con miel granizada además de refrescante es saludable. El consumo de helados en el verano es la mejor solución para hidratarse. Estos se popularizaron después de la segunda guerra mundial con la aparición de las primeras heladerías industriales. No obstante, las amas de casa los han fabricado durante años con agua y zumos de frutas. Pero también existen otros más elaborados y cremosos donde se incorporan distintos productos lácteos y grasas.

En la práctica, elaborar helado casero de aceite de oliva con miel granizada es entretenido. Vale la pena realizar el esfuerzo de mezclar, refrigerar y batir porque el resultado es un postre gourmet cremoso y nutritivo. El secreto de esta preparación es batir varias veces la mezcla refrigerada y cristalizada para obtener una textura esponjosa y densa.

El consumo de aceite de oliva eleva el nivel del colesterol bueno en la sangre. Una de las recomendaciones de los cardiólogos es consumir regularmente 15 mililitros de aceite de oliva en ayunas. Esto se debe a que su ingesta limpia las arterias y disminuye la presión arterial… ¡A continuación, lee como elaborar esta receta!

Ingredientes

Para el helado:

  • 6 yemas de huevos grandes
  • 250 mililitros de leche entera
  • 250 gramos nata
  • 100 gramos miel
  • 125 mililitros de aceite de oliva virgen extra
  • Para el granizado de miel:

    • Zumo de 3 limones
    • 15 gramos de miel
    • Cubitos de hielo
    • Granos de polen
    • 1 litro de agua gasificada

    Cómo preparar helado casero de aceite de oliva con miel granizada

    1. Batir las yemas en un bol hasta que levanten. Reservar.
    2. Calentar la leche y la miel a fuego muy bajo hasta que se integren.
    3. Incorporar la mitad de las yemas batidas moviendo constantemente para que la mezcla no cuaje.
    4. Añadir el resto de las yemas para hacer una crema espesa. Retirar del fuego y dejar enfriar.
    5. Montar la nata con una batidora de mano y agregar a la mezcla de las yemas moviendo constantemente.
    6. Verter el aceite de oliva poco a poco y mezclar con movimientos circulares.
    7. Refrigerar la mezcla en el congelador durante 1 hora hasta que cristalice.
    8. Triturar con una batidora de mano y volver a refrigerar.
    9. Repetir este paso tres veces para obtener un helado cremoso.
    10. Colocar en una jarra el agua, el zumo, la miel y el polen. Mezclar con una cuchara de madera.
    11. Incorporar los cubitos de hielo y triturar con una batidora de mano para hacer el granizado de miel.Miel granizada
    12. Colocar en una copa para helados una porción de granizado de miel y encima dos bolas de helado.
    13. Servir.

    Este es un postre para disfrutar en el verano. Se puede hacer una buena cantidad y mantener en el refrigerador para elaborar distintas presentaciones.

    Lo último en Recetas de cocina

    Últimas noticias