Recetas sin gluten

Crepes de harina de garbanzo

crepes de harina de garbanzo
Receta de crepes de harina de garbanzo
Comentar

Las crepes de harina de garbanzo constituyen una base versátil para diferentes rellenos. Esta receta sencilla, según la ocasión, se pueden preparar con rellenos salados, dulces o mixtos. Pueden comerse como entrantes postres o meriendas. Incluso como cena, si se rellenan con alguna proteína.

Las crepes, cuyo nombre se traduce como “crespo”, tienen su origen en la Bretaña francesa, donde se les denomina “krampouezh”. En esta región se consumen a diario, especialmente en las fiestas de La Candelaria, acompañadas de sidra.

La harina de garbanzos se obtiene de la molienda directa del grano y es utilizada en platos de origen judío. Es una opción perfecta para las personas intolerantes al gluten o que requieren un mayor contenido proteico. El garbanzo es un alimento vegetal rico en proteínas, hidratos de carbono, fibra, vitaminas del grupo B y minerales como sodio, magnesio y potasio.

Gracias a estos nutrientes, los garbanzos ayudan al funcionamiento del aparato digestivo, al desarrollo del los músculos y al crecimiento. También colaboran con el buen funcionamiento del sistema nervioso.

Ingredientes:

  • 1 taza de harina de garbanzos
  • 300 ml de agua
  • ½ cucharadita de sal
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Para el relleno:

    • 200 g de queso fresco
    • 1 naranja
    • 6 nueces
    • 1 cucharada de miel
    • Azúcar
    • Menta (para decorar)

    Cómo preparar crepes de harina de garbanzo:

    1. Colocar en un bol la harina, el agua, el aceite y la sal. Batir con un tenedor hasta homogeneizar la mezcla.harina de garbanzo
    2. Dejar reposar durante 20 minutos.
    3. Precalentar y engrasar una sartén de aproximadamente 20 centímetros de diámetro. Verter 4 cucharadas de la mezcla. Mover la sartén para distribuir la mezcla sobre la superficie.
    4. Cocinar a fuego medio, hasta que dore. Darle la vuelta, cuidando que no se rompa. Dorar la otra cara.
    5. Para el relleno dulce, pelar la naranja y separar los gajos.
    6. Picar el queso en cubos.
    7. Enrollar en la crepe el queso y trocitos de gajos de naranja sin piel y freír enrollados. Colocar en papel absorbente
    8. Servir de inmediato con nueces trituradas e hilos de miel. Decorar con hojas de menta.

    Atrévete a realizar este versátil plato y juega con los rellenos. Las crepes de harina de garbanzo son buenas aliadas regímenes especiales sin gluten ni caseína. Para opciones saladas puedes saltear vegetales y preparar salsas para acompañar. Las salsas a base de yogurt y cilantro pueden ser una opción excelente.

    Lo último en Recetas de cocina

    Últimas noticias