Almejas al ajillo

almejas al ajillo
Receta de almejas al ajillo paso a paso
Comentar

Las almejas al ajillo son una opción de elaboración de este molusco típico de la zona de Murcia, en España. Gracias a su variedad de conchas, se pueden conseguir diferentes colores de Almejas para adornar un plato, tales como gris oscuro y claro, y con líneas pardas sobre un fondo blanco amarillento.

 Las almejas son un tipo de molusco muy antiguo del planeta. Se conoce que ya estaban en los mares hace cientos de años, incluso existe evidencia de que ya eran utilizados como alimento por los primeros habitantes del planeta. Las almejas al ajillo poseen un alto contenido de hierro y minerales, que a la hora de comerlas aportan nutrientes que nuestro organismo necesita.

Con esta receta las almejas al ajillo van a encontrarse abiertas, pero con su concha.  Para comerlas con cubiertos, se debe proceder a despegar su cuerpo de la concha rasurando su cuerpo con ayuda de un cuchillo, y sosteniendo la concha con el tenedor. La segunda opción es comerlas con la mano. Sí bien esta forma no es adecuada para la mayoría de los platos, cuando se trata de mejillones está ampliamente aceptada.

Ingredientes:

  • 20 almejas
  • Dos dientes de ajo
  • Perejil
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal gorda
  • Un cuarto de vaso de vino blanco
  • Elaboración:

    1. Dejar las almejas en agua con sal gorda durante unas horas, a fin de que eliminen la arena que puedan con tener en su interior. Removerlas de vez en cuando.almejas al ajillo
    2. Una vez limpias las almejas, pelar y cortar en láminas los dientes de ajo y ponerlos en una sartén a fuego bajo. Agregar un punto de harina, para que la salsa espese posteriormente. Tener cuidado de que no se dore en exceso el ajo.
    3. Agregar las almejas, agregar el vaso de vino blanco, y tapar la sartén para que el vapor ayude a que las almejas se abran.
    4. Para evitar una textura gomosa en nuestro ingrediente principal, lo mejor es apagar el fuego en cuanto se hayan abierto. De esa forma, disfrutaremos de su punto jugoso, sin caer en el riesgo de que se sequen demasiado.
    5. Mientras se cocinan las almejas, picar perejil. Si se desea un toque diferente, se puede agregar eneldo picado.
    6. Cuando las conchas se hayan abierto, retirar del fuego y servir.
    7. Agregarle el perejil cortado sobre el centro, es decir, sobre el cuerpo de la almeja y no sobre su concha.

    Lo último en Recetas de cocina

    Últimas noticias