Recetas de cuchara

Crema de apio

crema de apio
Receta de crema de apio sana y fácil de preparar
Comentar

La crema de apio es una de esas recetas de cuchara que hay que probar. Se prepara en un momento y tiene una gama de sabores de lo más intensa. Con unos taquitos de jamón serrano y pan frito se convierte en un primero de bandera. El apio, aunque tiene un sabor peculiar que no a todo el mundo le gusta, es muy beneficioso para nuestro cuerpo. Es un ingrediente muy depurativo con efectos directos sobre el sistema cardiovascular. Una crema increíblemente buena y saludable, fácil de preparar como ésta, se convertirá en un imprescindible para estos días de verano, toma nota de cómo se prepara.

Ingredientes:

  • 250 gr de apio
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 patata
  • Pimienta blanca
  • Mantequilla
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Cómo preparar crema de apio:

    1. Empezamos esta crema de apio preparando el fondo. Ponemos en una sartén un poco de aceite de oliva. Mientras se calienta laminamos y picamos bien fino el ajo. Doramos el ajo con un poco de mantequilla para darle más sabor.
    2. El siguiente ingrediente que incorporamos al ajo será el apio. Lo lavaremos y lo cotaremos en trozos del mismo tamaño. A la hora de limpiarlo eliminaremos las fibras más duras para que nos quede una crema mucho más fina.
    3. Pelamos y picamos la cebolla, nos interesa que se integre perfectamente con el resto de los sabores. La ponemos a pochar con el ajo hasta que esté transparente, añadimos un poco de sal para acelerar el proceso.
    4. Aprovechamos que la cebolla se está pochando para pelar y cortar la patata, la pondremos a daditos del mismo tamaño para que se haga más rápidamente. La patata será la encargada de que nos quede una crema mucho más suave y le restará un poco de intensidad al apio.
    5. Añadimos la patata a la cebolla, el ajo y el apio. Le daremos unas vueltas para que se ablande un poco. A continuación, le ponemos el caldo de verduras o un poco de agua. Rectificamos de sal y pimienta y tapamos.
    6. Dejaremos que todos los ingredientes se cuezan durante unos 15 minutos, hasta que la patata esté perfectamente cocinada. Retiramos del fuego y empezamos a crear la crema.
    7. Colamos el caldo y lo reservamos. Vamos picando los ingredientes y añadiendo el caldo hasta conseguir la textura de la crema ideal. Es mejor que quede ligera, pero sin ser excesivamente líquida.
    8. Servimos con algunas hojas de apio encima y un poco de pan. Esta crema queda mucho mejor fresca de la nevera, sus sabores son mucho más marcados.

    Lo último en Recetas de cocina

    Últimas noticias