Recetas de postres

Bizcocho casero con nata y frambuesas, receta de postre fácil y delicioso

Bizcocho de frambuesa
Bizcocho casero
Comentar

Tus postres en casa mejorarán con este bizcocho casero con nata y frambuesas. Apunta sobre cómo prepararlo paso a paso.

Un bizcocho es una masa horneada esponjosa y dulce que suele rellenarse de diversas cosas, tal como este bizcocho casero con nata y frambuesas. La palabra “bizcocho” proviene del latín bis coctus, que quiere decir “cocido dos veces” (el segundo cocimiento ya no se realiza en la actualidad): el bizcocho ya elaborado volvía a meterse al horno para secarlo y con eso se conservaban mejor y durante mucho más tiempo.

Eso sirvió para que fuese un alimento apto para navegantes y soldados, que debían llevar preparaciones que aguantasen tiempo sin podrirse. Aquel bizcocho original, del que devienen todas las posteriores recetas, se puede clasificar en dos tipos: los preparados para comerse solos y los que admiten rellenos. Estos últimos son más ligeros y son los que se utilizan para elaborar tartas rellenas, bizcochos con pisos, etc.

Ingredientes:

  • 120 gramos de harina de repostería
  • 215 gramos de azúcar
  • 100 ml de aceite de girasol
  • 55 ml de agua
  • 4 yemas de huevo a temperatura ambiente
  • 6 claras de huevo a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • Pizca de sal
  • 1 cucharadita de vainilla
  • ½ cucharadita de esencia de naranja
  • 500 ml de nata para montar
  • 200 gramos de azúcar glas
  • 150 gramos de queso para untar, tipo queso crema
  • 350 gramos de frambuesas naturales
  • Cómo preparar un bizcocho casero con nata y frambuesas:

    1. Precalentar el horno a 170° C.
    2. Forrar un molde con papel de hornear, procurando que el papel sobresalga de los bordes.
    3. En un bol grande, tamizar la harina, 160 gramos de azúcar, el polvo de hornear y la sal, integrar.
    4. En otro bol mezclar el aceite, el agua, las yemas, la vainilla y la esencia de naranja.
    5. Batir las claras a punto de nieve, cuando empiecen a formarse picos suaves, agregar 55 gramos del azúcar restante lentamente y sin dejar de batir. Subir la velocidad hasta que los picos que se formen sean firmes.
    6. Aparte, mezclar los ingredientes líquidos con los secos y remover con espátula hasta obtener una pasta suave.
    7. Incorporar la mitad de las claras a la pasta y mezclar con movimientos envolventes. Añadir el resto y mezclar de la misma forma, hasta que todo se integre bien.
    8. Verter la mezcla en el molde y hornear 20 minutos a 180°C, o hasta que al introducir un palillo en el centro, este salga limpio.
    9. Sacar del horno, tirar del papel sobrante y sacar del molde, dejar en una rejilla para que se enfríe.
    10. Dar la vuelta al bizcocho, de modo que el papel quede en la parte superior. Retirarlo con cuidado, reservar.
    11. Para preparar el relleno, lavar y secar las frambuesas, reservar algunas para decorar.
    12. En la batidora, montar la nata bien fría.
    13. Al ponerse cremosa, añadir el azúcar glas cucharada a cucharada, continuar batiendo.
    14. Cuando la nata ya esté montada, bajar la velocidad y añadir el queso de untar, subir de nuevo la velocidad.
    15. Cuando las varillas hagan surcos profundos en la nata y esta adquiera un cierto tono amarillo, parar de batir.
    16. Separar la nata en dos mitades y colocar una porción en otro bol. A este bol agregar las frambuesas enteras, que al ser mezcladas con la nata se irán deshaciendo.
    17. Reservar en la nevera ambas mezclas.
    18. Una vez que el bizcocho se haya enfriado, rebanarlo en tres partes iguales.
    19. Poner la nata montada en una manga.
    20. Colocar la primera capa de bizcocho en la bandeja donde se presentará. Decorar el perímetro con la manga y luego rellenar con la nata de frambuesas. Colocar el segundo piso de bizcocho y repetir el proceso.
    21. Finalmente colocar la última capa del bizcocho. Poner una fina capa de nata con frambuesas y rellenar los huecos que hayan quedado con el resto de la nata montada.Bizcocho relleno
    22. Colocar las frambuesas de adorno y mantener en la nevera hasta el momento de servir.

    Si te gustan los dulces, este bizcocho casero con nata y frambuesas hará las delicias de tus meriendas. Puedes mantener el postre hasta tres días en la nevera.

    Lo último en Recetas de cocina

    Últimas noticias