Recetas de postres

Receta de Tarta de Linz

Tarta de Linz
Receta de Tarta de Linz
Comentar

Cuando quieras preparar en casa una exquisita tarta, muestra de cocina internacional, haz esta tarta de Linz. Sus pasos son sencillos, apúntalos.

La tarta de Linz es la más antigua de la historia de la repostería. No se sabe quién la inventó, aunque se tiene constancia de que la primera receta fue escrita por una condesa de Verona. Un pastelero llevó la tarta a Linz, donde desde ese momento se convirtió en el postre principal de la gastronomía austriaca. Se trata de una masa quebrada de mantequilla, rellena con mermelada de frambuesas o grosellas, cubierta con un enrejado de la misma masa. Se sirve en Navidad, aunque en casa podemos disfrutarla cuando apetezca comer algo dulce. El sabor de esta tarta es increíble.

Una porción de tarta de Linz junto con una humeante taza de té hacen de la merienda un momento especial. Contiene azúcar, harina, mantequilla, frutos secos molidos y dulce de fruta. No se puede decir que sea baja en calorías. Por eso, se consume durante el invierno, ya que un trozo ayuda a reponer energía y entrar en calor rápidamente. Si se prepara con mermelada casera, mucho mejor.

Ingredientes:

  • 250 gr de harina
  • 250 gr de mantequilla
  • 125 gr de azúcar glas
  • 1 huevo
  • 1 yema
  • 150 gr de almendras
  • 1 cucharada de canela
  • ½ cucharadita de clavo en polvo
  • 1 cucharada de pan rallado
  • Ralladura de 1 limón
  • 1 pizca de sal
  • 200 gr de mermelada de frambuesa
  • Como preparar tarta de Linz:

    1. En un recipiente amplio colocar la harina. Cortar la mantequilla fría en cuadrados y añadir.
    2. Con la punta de los dedos pellizcar los ingredientes hasta formar un arenado grueso.
    3. Agregar el azúcar, las almendras picadas finamente, el huevo y la yema, las especias, ralladura de limón y una pizca de sal.Tarta de Linz
    4. Amasar hasta formar una bola lisa y firme. Envolver en papel film y dejar reposar en la nevera durante 30 minutos.
    5. Precalentar el horno a temperatura moderada. Engrasar un molde redondo desmontable.
    6. Retirar la masa del frío. Amasar ligeramente. Dividir en dos mitades.
    7. Estirar una parte para cubrir el molde.
    8. Acomodar la masa y rellenar con la mermelada de frambuesa.
    9. Dividir el resto de masa en porciones pequeñas y darle forma de tiras. Con ellas formar un enrejado sobre la superficie de la tarta. Por último, rodear toda la circunferencia de la tarta con una tira de masa.
    10. Pincelar con huevo batido y hornear durante 50 a 60 minutos.
    11. Retirar del horno, dejar enfriar y envolver la tarta de Linz con papel aluminio. Dejar que repose de un día para el otro.

    Si te gustan las tartas dulces tienes que probar esta receta de Tarta de Linz. Tan deliciosa como sencilla de hacer. ¡Anímate a hacer esta receta! Para disfrutar de principio a fin.

    Lo último en Recetas

    Últimas noticias