Recetas fáciles

Receta de Huevos Mornay

Huevos Mornay
Receta de Huevos Mornay
Comentar

Los nuevos Mornay son un plato completo y delicioso. Podemos preparar unos huevos cubiertos de una salsa repleta de sabor para una cena o comida rápida muy especial.

Los huevos Mornay son una delicia de origen francés. La llamada salsa Mornay es un clásico que se cocina muy fácilmente, se trata de una especie de bechamel que tiene como ingrediente añadido un poco de queso. Con esta salsa se consigue una cremosidad extrema y un sabor de lo más intenso. Estos huevos escalfados con una salsa por encima se crearon en las cocinas de un famoso restaurante de Paris en el siglo XIX. Un símbolo que ha llegado hasta nuestros días convertido en un plato vegetariano ideal para una cena o comida rápida deliciosa. Toma nota de cómo se cocinan unos huevos Mornay exquisitos.

Ingredientes:

  • 6 huevos frescos
  • Para la salsa
  • 100 gr de mantequilla
  • 700 ml de leche
  • 250 gr de queso rallado
  • 3 cucharadas de harina
  • Sal
  • Pimienta
  • Cómo preparar unos huevos Mornay

    1. Vamos a empezar estos deliciosos huevos preparando la salsa Mornay, uno de los secretos mejor guardados de este tipo de recetas. Combinará a la perfección esta salsa con unos macarrones al horno, es una manera de cocinarlos sin carne con una textura de lo más apetitosa.
    2. Derretiremos los 50 gramos de mantequilla en un cazo. Le añadiremos a esta mantequilla la harina. Mezclaremos bien durante unos minutos hasta que la harina se haya tostado un poco, de no ser así nos aportará un sabor crudo a la salsa que no sería nada apetecible.
    3. Con esta base lista, le iremos incorporando con la ayuda de las varillas la leche. Removemos poco a poco hasta conseguir una salsa ligera y deliciosa. Cocinamos durante unos 20 minutos hasta que haya espesado, en este momento le añadiremos el queso rallado.
    4. Mezclamos el queso para que se vaya fundiendo y le ponemos la sal y pimienta al gusto. El queso ya tiene una parte importante de sal, será mejor no pasarnos con este ingrediente.
    5. Con la salsa lista vamos a por los huevos. Ponemos el agua en el fuego con un chorrito de vinagre. Cuando está caliente cascamos el huevo y lo ponemos en el agua. Para asegurarnos un resultado perfecto podemos colocar los huevos en recipientes aptos o hacer un envoltorio con papel film. Los escalfamos unos minutos hasta que estén listos, necesitarán unos 3 minutos.
    6. Colocamos en una fuente los huevos escalfados y por encima la salsa Mornay. Disponemos un poco más de queso rallado y gratinamos dos minutos en el horno. El resultado será un huevo que se fundirá en una salsa repleta de sabor y cremosidad.

    Lo último en Recetas