Un coche acaba en el altar de una iglesia de Sonseca mientras el conductor dice que está endemoniado

A la una de la pasada madrugada decide traspasar con el coche las dos puertas de madera noble de la iglesia, y continuar su recorrido por toda la nave central, hasta el altar. este dice que está endemoniado y que sólo está a salvo en el altar de la iglesia.