Ejercicio físico

Ejercicios para fortalecer el cuello

Ejercicios para fortalecer el cuello
Un ejercicio para fortalecer el cuello realmente sencillo son los giros laterales.

Las malas posturas y el paso del tiempo son razones principales por las que el cuello sufre en demasía.

Las malas posturas y el paso del tiempo son razones principales por las que el cuello sufre en demasía. Para mitigar posibles dolores en los músculos del cuello va bien que esta zona se fortalezca.

Con el ejercicio físico logramos que la tensión se vaya del cuello pero muchas veces necesitamos trabajar más esta área del cuerpo. Os mostramos algunos ejercicios para fortalecer el cuello.

Estiramientos

Tanto si estamos en casa como en el trabajo, recomendamos estirar el cuello antes de hacer cualquier ejercicio o bien si no nos da tiempo a hacerlo. Estirar es importantísimo porque hace que todo el cuerpo se ponga a tono, nos relajamos y evitamos malas posturas.

Giros laterales

Un ejercicio para fortalecer el cuello realmente sencillo son los giros laterales. Solo tenemos que girar hacia la derecha, mantenemos la posición recta y luego giraremos hacia la izquierda.

Subir y bajar los hombros

Mientras que se aconseja elevar los hombros, intentando llegar a las orejas, aguantaremos unos segundos y luego descenderemos lentamente.

Ejercicios de resistencia

La resistencia también va bien para que el cuello no se cargue y pueda estar más fuerte. En este caso, se trata de colocar la mano derecha en la sien derecha y empuja hacia al lado izquierdo, y a la vez oponemos resistencia, luego repetiremos la misma operación con la otra mano.

Reforzar la zona cervical

Con el fin de reforzar los músculos de la zona cervical, colocaremos las dos manos sobre la nuca, y luego moveremos la cabeza hacia atrás e intentamos impedir este movimiento con las manos. Con esto forzamos el trabajo de los músculos del cuello. Empezaremos con un sólo ejercicio para ir ampliando a varias repeticiones a medida que pasan los días.

Beneficios de ejercicios en cuello

Gracias a estos ejercicios evitaremos posibles lesiones y contracturas porque solemos tener el cuello con gran tensión a lo largo del día.

Además tendremos un cuello más flexible y fuerte, no solamente en este órgano sino también en toda la zona de alrededor.

Haciendo este entrenamiento unas 2 o 3 veces (en cualquier lugar) podemos lograr un cuello fuerte y cada vez más sano.

Si tenemos dolores en esta zona es importante que nos practiquen diversos masajes o bien que vayamos al fisioterapeuta.

Últimas noticias