Recetas de pescado

Receta de Salmón a la sal

salmón a la sal
Receta de salmón a la sal
Comentar

El salmón a la sal es un plato que se origina, presumiblemente, en los pueblos cercanos al Mar Muerto. La técnica de cocina que se utiliza para prepararlo es milenaria; como resultado de salar pescado se obtiene una carne jugosa y con el particular aroma del yodo. Con esta técnica se protege la carne del salmón, a la vez que se cocina, obteniéndose una textura fina al paladar y un intenso sabor a pescado.

El salmón es una fuente de proteínas, uno de los nutrientes indispensables para la formación y reestructuración de los tejidos. También aporta vitaminas A, D y algunas del grupo B, importantes para los huesos, el sentido de la vista y el buen funcionamiento del sistema nervioso.

Ingredientes:

  • 1 salmón de 2 kilos, limpio y entero
  • 2 K de sal gruesa
  • 6 claras de huevo
  • ½ taza de agua
  • 2 dientes de ajo
  • 2 ramitas de romero
  • 1 limón

Cómo preparar salmón a la sal:

  1. Poner los dos kilos de sal dentro de un bol grande. Agregar las claras de huevo y mezclar. Integrar de manera homogénea para que la sal se humedezca con la clara de huevo. Esto ayudará a que la sal se compacte, formando un caparazón donde se cocinará el salmón. Agregar un chorrito de agua para seguir humedeciendo la sal. Humedecer hasta que sea maleable.
  2. Rallar la piel del limón y volver a mezclar. El limón otorgará sus aromas.
  3. Hacer una cama de sal de aproximadamente 2 centímetros de grosor en una fuente para hornear.
  4. Colocar el salmón (con sus escamas) sobre la cama de sal. Rellenar con las dos ramitas de romero y con los dos dientes de ajo cortados por la mitad. Cubrir el resto con otra capa de sal hasta que todo el pescado esté encapsulado.
  5. Tener el horno precalentado a 220°C con 15 minutos de antelación y meter la fuente con el salmón. Hornear durante 45 minutos. Se debe tener presente que por cada kilo de salmón son, aproximadamente, 20 minutos de horneado.
  6. Pasados los 45 minutos, retirar del horno y dejar reposar 5 minutos. La sal se habrá solidificado creando una costra dura. Con cuidado, se debe ir quebrando esa costra hasta dejar expuesto el pescado. Retirar la piel cuidadosamente y cortar los filetes en un plato aparte.salmón a la sal

El salmón a la sal es un plato especial. Una vez que domines la técnica podrás sorprender a tus comensales. Romper la capa de sal y descubrir la deliciosa carne del pescado resulta una verdadera experiencia.

Últimas noticias