Marlaska, salga ya por la puerta de emergencia y enseñe el camino al resto del Gobierno

Marlaska, salga ya por la puerta de emergencia y enseñe el camino al resto del Gobierno
opinion-maria-fuster-interior
  • María Fuster

Me sigue pareciendo inaudito que una semana después, y habiéndose conocido datos todavía más escandalosos, el Ministro Grande-Marlaska no haya presentado su dimisión. No tiene excusa, como magistrado que es sabe hasta dónde puede llegar y cuáles son los límites a la hora de entrometerse en investigaciones en curso. Es por lo tanto inaceptable su actitud ante los procedimientos de la Guardia Civil, su desfachatez por mentir reiteradamente en sede parlamentaria y su falta de respeto por la separación de poderes.

En estos días hemos sabido además que al menos Pérez de los Cobos le va a interponer una demanda por entender improcedente su cese, aunque parece que no va a ser el único. Mi enhorabuena por no ceder ante semejante injerencia por parte del ministro pues creo que defendiéndose a él mismo del cese, Pérez de los Cobos nos está defendiendo a todos los españoles de los ademanes autoritarios de este Gobierno central.

Esta semana Ciudadanos ha vuelto a dar una lección de cómo se puede decir sí, no y todo lo contrario a la vez. Incomprensiblemente, han vuelto a apoyar la prórroga del Estado de Alarma. A mí, llámenme rara, me parece tan inaceptable como innecesario pasar 100 días en este estado extraordinario y de limitación de libertades, habida cuenta de cómo ha ido evolucionando la pandemia y en qué estado nos encontramos actualmente. Pero lo más curioso es que mientras acuden al rescate de Sánchez, declaran que tenemos “el peor gobierno posible en el momento más difícil” y exigen al tiempo la dimisión de Marlaska. Todo sin despeinarse, señores. Luego se preguntan por qué se les llama el partido veleta.

En cualquier caso, me parece mucho más grave el relato que está intentando construir el gobierno socialcomunista (ahora entenderán porque especifico su color político) con la ayuda de sus socios de investidura. La historia que están intentando hacer calar entre los españoles es que la derecha (PP y Vox) están orquestando un golpe de Estado alentando a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

¡Qué desfachatez! Si alguno de nuestros lectores conoce a alguien con menos vergüenza, por favor que me lo chive, porque yo desde luego les aseguro que no he visto nada igual. Que el señor Rufián (portavoz de un partido cuyos líderes están condenados por sedición) y que los marqueses de Galapagar (quienes veneran al dictador y asesino del Che Guevara) acusen a nadie de querer acabar con la democracia es cuanto menos irónico.

Lo que está haciendo la oposición es denunciar el desgaste democrático que este Gobierno está provocando intencionadamente en distintas instituciones del Estado. Que la oposición le exija a la Guardia Civil que no se rinda y no se pliegue ante las maneras autoritarias del Ministro del Interior es pedirles que cumplan con su obligación, que nos es otra que cumplir y hacer cumplir la ley. Que la oposición exija a los funcionarios del Ministerio de Sanidad o del CSIC que reconozcan desde cuándo conocían el alcance de la pandemia es su obligación. Tenemos derecho a saberlo para poder exigir responsabilidades ejecutivas y judiciales.

El problema aquí es el contrario del que señala el Gobierno. Ni el PP ni Vox buscan dar un golpe de Estado. ¡Sólo faltaba a estas alturas!

La clave aquí es que este Gobierno de ademanes bolivarianos y autoritarios se niega a rendir cuentas (recordemos que intentaron mantener el Congreso cerrado por todos los medios mientras durara el Estado de Alarma), rehúsa depurar responsabilidades y pisotea el derecho a la información de los españoles. Sí, digo el derecho a la información porque en el “Aló Presidente” de los sábados no se nos cuenta nada: seguimos sin conocer la cifra real de fallecidos, los proveedores de material sanitario del Gobierno, cuándo se van a realizar los tests masivos, cuándo se van a cobrar los ERTEs, y así un largo etcétera.

Por eso decía al empezar el artículo que ya es hora de que Marlaska dimita, que lo haga a ser posible por la salida de emergencia y que le enseñe el camino al resto del Gobierno, empezando por Illa y Simón (por incapaces y mentirosos), Montero (o sea tía, el vídeo lo dice todo), Iglesias (que cierre la puerta pero por fuera) y así hasta el último.

Porque los españoles nos merecemos un Gobierno mejor.

Porque España merece más.

Lo último en Opinión

Últimas noticias