Sánchez llevó a Ghali a La Rioja pese a tener las UCI más saturadas de toda España por Covid

Brahim Ghali Pedro Sánchez
Brahim Ghali, líder del Frente Polisario.

El pasado 18 de abril, el Gobierno de Pedro Sánchez autorizó la entrada del líder del Frente Polisario Brahim Ghali en España procedente de Tinduf en un avión de la Presidencia de Argelia que aterrizó en la base aérea de Zaragoza. Allí le recogió una ambulancia medicalizada del Servicio Riojano de Salud, que lo llevó hasta el Hospital San Pedro de Logroño, donde ingresó en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), bajo una identidad falsa, para ser tratado de Covid. Aquel día, La Rioja registró la mayor saturación hospitalaria de camas de críticos de toda España, con un 41,51%, según los  datos del Ministerio de Sanidad. Una presión extrema para la región, muy por encima de otras comunidades -incluso más que Madrid (40,87% )- y de la media del país (22,40%).

La Rioja venía atravesando además una grave situación epidemiológica. Apenas dos días antes de que Ghali fuese ingresado, los datos de la consejería de Salud reflejaban un empeoramiento de la curva de contagios, con 525 casos activos. Pero la situación era especialmente preocupante en los hospitales. Según el Gobierno riojano, la presión total de las UCI (contando también enfermos no-Covid) llegaba al 81,40%. Sólo dos días después de la acogida del líder Polisario, la comunidad entró en «riesgo extremo» de contagios, por encima de los 250 casos por cada 100.000 habitantes.

Datos alarmantes que, sin embargo, no disuadieron al Ejecutivo de autorizar la entrada de Brahim Ghali y su acogida en Logroño, lo que ha derivado en una grave crisis diplomática entre España y Marruecos.

Según reveló OKDIARIO, la elección de La Rioja como destino no fue casual. Principalmente -como reconoció el diario ECSaharaui- responde a que se trata de una región «discreta», lo que dificultaría la localización de Ghali por parte de los servicios de inteligencia de Marruecos. Pero, además, hay que destacar que La Rioja está gobernada por el PSOE más afín a la causa sahararui. Según el medio citado, aparato de propaganda del Frente Polisario, de optar por Madrid, Barcelona o País Vasco -«con mejores instalaciones sanitarias»- se habrían enfrentado al riesgo de ser identificados por Rabat al estar «demasiado expuestas a los medios de comunicación».

«La tranquila capital de La Rioja, una pequeña pero rica región vinícola, no tiene salida al mar y está aislada en el norte de España. Y sobre todo, esta comunidad autónoma está gobernada desde 2019 por la socialista Concha Andreu, del mismo partido del presidente Pedro Sánchez», relataba el diario digital de cabecera del Frente Polisario, como recogió OKDIARIO.

Subrayaba, además, que La Rioja es «una comunidad autónoma amiga de los saharauis», destacando en este sentido que la presidenta riojana «ha demostrado públicamente en el pasado su apoyo a los saharauis al recibir, por ejemplo, a principios de 2020, al delegado del Frente Polisario en esta región, Abdelahi Hamad Ahmed».

Máxima discreción 

OKDIARIO reveló este lunes la visita del número 2 de Ghali -Salem Lebsir- al líder Polisario en una habitación ‘secreta’ del Hospital San Pedro de Logroño.

Lebsir es uno de los fundadores del Frente Polisario y forma parte de su cúpula desde 1980. En la actualidad, es la mano derecha de Ghali y ocupa el cargo de ministro de Reconstrucción y Repoblación. Anteriormente ostentó los cargos de ministro del Interior y presidente del Parlamento Saharaui.

Según recogió este periódico, la consigna que el Gobierno socialista de La Rioja ha dado a la dirección del centro hospitalario desde que el líder del Polisario llegó a Logroño es guardar la máxima discreción.

La situación de Ghali ha mejorado en los últimos días y, según algunas informaciones, se encuentra fuera de la UCI.

Según publica este martes ECSaharaui, «Ghali puede permanecer semanas, incluso hasta varios meses, en el hospital recuperándose de Covid». Según este medio, «está estable y animado y, aunque ya puede respirar, está recibiendo un tratamiento de rehabilitación. No obstante, por el momento ya no precisa de la asistencia de un respirador y está totalmente fuera de peligro».

En declaraciones a OKDIARIO, el número 2 de Ghali admitió que éste tiene previsto abandonar España en los próximos días sin declarar en la Audiencia Nacional, donde está acusado de los delitos de terrorismo, genocidio y tortura, entre otros. El líder del Frente Polisario está citado para el próximo 1 de junio.

Lo último en España

Últimas noticias