Crisis del coronavirus

David Aganzo vendió a sus futbolistas y propuso a Tebas jugar cada 48 horas

david aganzo
David Aganzo, en un acto de la AFE.

David Aganzo, presidente de la Asociación de Futbolistas Españoles, se encuentra contra la espada y pared. El dirigente que defiende a los futbolistas se ha plegado ante los clubes hasta el punto de ser un reconocido socio de Javier Tebas, especialmente si hablamos de los futuros comicios a la presidencia de la Federación Española de Fútbol con la candidatura de Casillas.

Sin embargo, el asunto que estos días ocupa a todo el deporte español es la reanudación de la Liga y la condiciones en que se darán. Aganzo, para contentar a su nuevo socio, ofreció en privado hace más de 10 días que se pudiese jugar cada 48 horas. Tebas, al que no le disgusta el caramelo ofrecido por el presidente de la AFE, dijo a los clubes que había rechazado la propuesta a la espera de ver cómo iba a evolucionar la pandemia y porque se huele una revuelta si obliga a ello.

Pasaron los días y se fue filtrando en diversos entornos la oferta de Aganzo. Jugadores como Lucas Pérez mostraron en público su rechazo de plano a la posibilidad de jugar sin descanso, idea por cierto deslizada por los acólitos de Tebas. Otros formularon sus quejas por privado obligando a Aganzo a intervenir en la cadena Cope para desmentir que hubiese realizado esa oferta, cuando era cierto que lo había hecho.

OKDIARIO ha podido saber que existen Whatsapp de Tebas a diversos directivos de la Liga a raíz de esa información de Juan Antonio Alcalá y que el presidente de la patronal de clubes –que en reuniones con clubes ha mencionado como ‘Pelele’ a Aganzo– ha querido salvar su negocio con los clubes. El mandatario de la Liga dijo a los directivos que ni mucho menos es cierto que los jugadores se iban a bajar un 10% el salario ni que iban a ganar entre un 15 y un 20% si jugaban cada 48 horas.

Tebas, viendo a su nuevo amigo en apuros, salió a rescatarle en redes sociales dejando por mentiroso a un periodista, aunque de cara a los clubes su postura sigue siendo muy dura con Aganzo. Resulta curioso que el presidente de la AFE, que en teoría defiende los intereses y la salud de los futbolistas, esté plegado a los designios de un directivo al que no hace ni dos años tenía en peor estima. «Se comporta como el capataz de un cortijo», llegó a decir Aganzo acerca de su íntimo Tebas.

La AFE pide un cambio

En la AFE, se vive una situación cada vez más complicada para Aganzo. El ex de Real Madrid, Rayo o Alavés tiene en contra a cada más integrantes de la Junta Directiva. No en vano, OKDIARIO ya contó que el presidente de la AFE, después de ver cómo la Junta Directiva no bebía de todas sus decisiones, decidió crear de la nada un Comité Ejecutivo con cuatro de sus fieles para vaciar de poder el organismo que no siempre le daba la razón.

De los 22 cometidos asignados por Estatutos a la Junta Directiva de la AFE, 11 fueron a parar al nuevo Comité Ejecutivo y todos temas relevantes como las contrataciones, el nombramiento de comisiones o aprobar la creación o disolución de Delegaciones Territoriales. Aganzo secuestró la AFE como si fuese un caudillo y ahora está jugando, como si estuviese en un casino, con la salud de los futbolistas a los que representa.

«Es como si no hubiese jugado nunca al fútbol. No respeta las cosas más básicas para un futbolista como es la preparación física y el descanso. Hacer ese ofrecimiento demuestra que no le importan los futbolistas», asegura una de las voces críticas con Aganzo en la Junta.

No en vano, futbolistas de Real Madrid, Barcelona y Atlético se han interesado por la situación actual del conflicto de las 48 horas. Aganzo les ha dicho que estén tranquilos hasta que se resuelva la crisis del coronavirus, pero les ha advertido de que habrá que hacer sacrificios. El sindicalista se ha convertido en el capataz de Tebas.

Lo último en Deportes

Últimas noticias