Tras detectar irregularidades en su gestión

El Barça denuncia a Bartomeu y su Junta

El FC Barcelona denuncia a la directiva de Josep María Bartomeu por posibles irregularidades en la gestión del club, tras una investigación forensic

Leonardo llamó al agente de Dembélé tras aterrizar en Barcelona

Los posibles patrocinadores para la equipación del Barça

Barça Bartomeu
Joan Laporta, presidente del FC Barcelona (AFP).

El FC Barcelona inicia el litigio contra la Junta Directiva de Josep María Bartomeu. El club ha presentado una denuncia ante la Fiscalía Provincial de Barcelona contra la anterior cúpula, tras los primeros resultados obtenidos de la investigación encargada de detectar las posibles irregularidades en la gestión del club durante el mandato anterior a la llegada de Joan Laporta. Así lo ha expresado la propia entidad en un comunicado, en el que revela que el actual presidente comparecerá el próximo martes para arrojar luz sobre la investigación que se ha desarrollado durante los últimos meses.

El conjunto culé presentó unas cuentas al cierre del ejercicio 2020-2021 con pérdidas de 481 millones de euros. Unos números que han llevado al club a atravesar uno de los peores momentos de su historia en el plano económico, afectando directamente al rendimiento deportivo, al dejarles prácticamente sin margen de maniobra para realizar cualquier tipo de operación.

Durante el mandato de Bartomeu, la masa salarial se elevó hasta los 759 millones de euros, superando ampliamente el 70% del presupuesto de ingresos que aconsejaba la ECA. Con la llegada de la pandemia, el despilfarro se hizo insostenible, obligando al club a desprenderse de sus mayores activos, como fue Leo Messi, al que la situación financiera le impidió renovar su vinculación una vez le cumplió el contrato.

El incremento del coste de los salarios fue del 61% durante los tres últimos años de Bartomeu al frente del club. Ferran Reverter, actual directo general, llegó a afirmar que «firmaban jugadores y no pensaban si estos podían pagarse o no». El caso más significativo es, sin ir más lejos, el del propio Messi, que llegó a embolsarse más de 70 millones netos por temporada, al que se suma el coste del fichaje y la posterior ficha de Coutinho o de Ousmane Dembélé, que llegaron para paliar la marcha de Neymar y cuyo desembolso fue mayor del que el club recibió por la venta del brasileño al PSG.

El propio club señalaba en su memoria de cuentas anuales que «estos hechos podrían suponer una duda significativa sobre la aplicación del principio de empresa en funcionamiento». Prueba de ello es que el patrimonio neto del club en el último ejercicio fue de -450,7 millones de euros.

De hecho, a consecuencia de la última directiva, el FC Barcelona ha tenido serios problemas para acometer sus fichajes de la presente temporada. Ni siquiera la no renovación de Messi les ha dado margen para inscribir a nuevos futbolistas, teniendo que hacer auténtica ingeniería financiera para que jugadores como Memphis, Agüero, Eric García o Ferran Torres pudiesen competir tras ser fichados. Para lograrlo, tuvieron que recurrir a la buena voluntad de sus vacas sagradas, que accedieron a bajarse el sueldo.

La «mala gestión, falta de control e improvisación», en palabras de la mano derecha de Laporta, de la anterior Junta puede pasarles factura. Por el momento, a la vista de los primeros resultados obtenidos del informe forensic sobre la entidad de las cuentas durante la época del anterior presidente, la Junta actual ha decidido denunciar a la anterior. Habrá que esperar a la próxima semana, cuando comparezca el actual máximo mandatario, para conocer más datos sobre la escandalosa gestión de Bartomeu.

Lo último en Deportes

Últimas noticias