DENUNCIA ANTE EL JUEZ

El dinero de Podemos viajó a una empresa tapadera en México antes de llegar a la dircom de Montero

Irene Montero
Irene Montero y su dircom Clara Alonso
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

Los fondos electorales desviados por Podemos a la consultora chavista Neurona viajaron a través de la empresa Creative Advice Interactive Group, ubicada en una barriada mexicana, antes de retornar a la formación morada a través de una sociedad de la directora de Comunicación de Irene Montero, Clara Alonso, para beneficio posterior de la cúpula morada. Así consta en el escrito presentado ante el juez que investiga el caso Neurona.

El esquema elaborado por la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional para explicar el recorrido del dinero es el siguiente: Podemos transfiere 363.000 euros a Neurona Comunidad SL y ésta, 308.000 euros a la empresa Creative Advice Interactive Group SA. El rastro del dinero se pierde en esta última sociedad pantalla, sin logística de ningún tipo y radicada en una vivienda particular ubicada en una barriada del estado de Jalisco, al oeste de México.

El entramado empresarial de Podemos según la UDEF.
El entramado empresarial de Podemos según la UDEF.

La denuncia presentada este jueves antes el Juzgado Instrucción Número 42, adelantada por este periódico, esclarece la segunda parte de la trama de Podemos para desviar dinero público que hasta el momento se desconocía. La pieza que faltaba en el puzle era La Nave de Comunicación Digital SL, sociedad propiedad de la directora de Comunicación de Irene Montero, Clara Alonso. Esta mercantil fue utilizada presuntamente para traer de vuelta el dinero a España con el objetivo de «financiar ilegalmente el partido o a sus líderes», según el documento aportado al juez.

Sede de la sociedad Creative Advice Interactive Group SA en una barriada mexicana.
Sede de la sociedad Creative Advice Interactive Group SA en Jalisco.

«El retorno del dinero desde el extranjero a los partidos de la coalición (Podemos e Izquierda Unida) tendría todo sentido por cuanto que es razonable pensar que en el ilícito criminal diseñado por Podemos se buscara un enriquecimiento directo, y es aquí donde aparecen los indicios de la vinculación con estos hechos de la empresa La Nave Comunicación Digital SL», subraya el escrito.

Añade que «la dinámica comisiva del delito que se investiga consistiría en crear un gasto electoral falso mediante un contrato simulado de prestación de servicios con un precio hinchado que, al ser subvencionado como gasto electoral por parte del Estado, permite al proveedor del partido disponer de una elevada cantidad de dinero público que puede destinar a cualquier finalidad ajena a la propia prestación de servicios del contrato y que, si retornara al partido, sería un acto de financiación ilegal, sin perjuicio de que, en caso de retornar a terceras personas, sería igualmente constitutivo de delito».

Por ello la asociación Prolege, personada en la causa, solicita al magistrado que se investigue a la empresa de la dircom de Irene Montero ante las sospechas de que las actividades de la sociedad La Nave «pudieran incardinarse en los delitos que están siendo investigados en este procedimiento y, en concreto, si la cantidad de los 308.000 euros transferidos desde Neurona Comunidad SL a la mexicana Creative Advice Interactive Group SA ha retornado al partido o a personas afines al mismo a través de La Nave Comunicación Digital SL por importe de 272.000 euros que como puede observarse la cantidad desviada inicialmente podría haberse ido reduciendo por las comisiones que se hubieran podido generar por dichos movimientos de capital o por la colaboración de terceros en los mismos».

Los 270.000€ de La Nave

La Nave es una microempresa que en 2019 tuvo una cifra de negocio de 272.080,92€. Sin embargo, las cuentas de pérdidas y ganancias reflejan unos gastos de explotación de -249.294,62 euros. Estos gastos corresponden a los costos derivados de la actividad empresarial como gastos de viajes, renta, reparaciones de estructura o equipos, contribuciones a pensiones, beneficios a empleados (tales como seguro médico), impuestos de propiedad, gastos de servicios públicos, suministros de oficina… etc. Es llamativo que la sociedad de Clara Alonso presente unos gastos tan elevados en esta categoría sin ni siquiera tener un solo empleado, manifiestan expertos económicos.

El año anterior, en 2018, pese a que sólo facturó dos meses (noviembre y diciembre) su cuenta de resultados fue de 42.978,40 euros. Del mismo modo, la mayor parte de su facturación (el 83%) figura bajo el opaco epígrafe de otros gastos de explotación.

Clara Alonso ha enviado un comunicado a este medio en el que asegura no haber mantenido una relación directa con la mercantil Neurona Consulting y añade que su empresa fue declarada en inactividad antes de ser nombrada directora de Comunicación del Ministerio de Igualdad.

Lo último en España

Últimas noticias