Sólo pudo ganar cuatro juegos a Keys (6-3, 6-1)

Badosa se despide por la vía rápida de Australia

Paula Badosa se despidió del Open de Australia en octavos de final después de caer de forma clara (6-3, 6-1) ante la estadounidense Madison Keys.

Nadal esquiva la trampa de Mannarino y ya está en cuartos

Shapovalov se carga a Zverev y será el rival de Nadal

Paula Badosa
Badosa saluda a Keys. (Getty)

La irregularidad de las grandes favoritas del circuito femenino, tan habitual en casi cada Grand Slam disputado pero poco frecuente en la figura de Paula Badosa, vino a visitar a la española en octavos de final del Open de Australia. La tenista catalana se despidió del torneo de Melbourne tras hacerse con sólo cuatro juegos ante una inspiradísima Madison Keys, que la barrió de la pista (6-3, 6-1) y deja el cuadro femenino sin representación nacional cuando a priori, España contaba con dos candidatas más o menos claras a llegar a las rondas finales.

Badosa, cabeza número seis del cuadro femenino, llegaba a los octavos de final como única representante española en el torneo después de la eliminación prematura de Garbiñe Muguruza. La vitola de campeona en Sydney y el rendimiento apabullante de los dos primeros encuentros en Melbourne confirmaban a Paula como candidata a todo, pero ya ante Kostyuk tuvo muchos problemas, confirmados ante una Madison Keys que ha renacido en el circuito y se encargó de despedir a la española del torneo.

El partido duró demasiado poco, apenas una hora y nueve minutos de juego, y explica la falta de inspiración de Badosa desde una estadística concreta. La española, que tiene en el saque a uno de los puntos sólidos de su juego, sobre todo en sus momentos de mayor fortaleza, cometió las mismas dobles faltas, 10, que winners pudo enganchar en todo el partido. Keys, por seguir con la comparación, se fue hasta los 26 golpes ganadores en un día de inspiración máxima.

El primer parcial del partido, pese a lo que indica el resultado –el segundo, más claro– fue demasiado asequible para Keys, que rompió el saque de Paula a las primeras de cambio para después navegar por el set sin tener que hacer frente a ninguna pelota de break. Badosa no estaba pudiendo sumar ganadores y ello la penalizó en los intercambios en los que la norteamericana casi siempre acababa dominando. El 6-3 campaba en el marcador tras media hora escasa de partido.

En el segundo, Badosa lo intentó todo en juegos interminables que, para su desgracia, en su práctica totalidad fueron a parar del lado de Keys. Fue un set distinto, que permite a la española caer con honores, pero con una mezcla de mala suerte y frustración en el primer Grand Slam en el que llega como favorita y suma una dececpción.

Lo último en Deportes

Últimas noticias