Independentismo catalán en el extranjero

Un murciano logra que quiten una estelada que ondeaba en una playa al norte de Italia

Quitan una estelada de un restaurante de una playa al norte de Italia

En la playa Arma di Taggia que se encuentra en la provincia italiana de Imperia, en la región de Liguria y a 140 kilómetros de Génova

Un murciano que se encuentra veraneando en Italia ha logrado que quiten una estelada que ondeaba en un restaurante de una playa. Así lo ha asegurado el ciudadano español en un vídeo colgado en las redes sociales y que se ha hecho viral en las últimas horas.

Los hechos han ocurrido en la playa Arma di Taggia que se encuentra en la provincia italiana de Imperia, en la región de Liguria. Esta localidad cuenta con 14.290 habitantes y se encuentra a 140 kilómetros de Génova. En el vídeo, este murciano cuenta las diversas banderas que se pueden ver varios mástiles en esta playa, conocida como Victoria Beach, como la de Estados Unidos, Francia, Italia o la de España.

En uno de los restaurantes de esta playa, aparece la bandera separatista junto a la enseña nacional. El autor del vídeo le pide que la quite “porque representa unos valores racistas, xenófobos, que no tienen sentido, y que representa que España es una dictadura cuando no lo es, España es un gran país“.

Acto seguido, el dueño del establecimiento “accede a quitarla amablemente” la estelada y que la había colocado tras explicar el significado de esta enseña. “Me ha dicho que alguien se la ha regalado”, ha apuntado el ciudadano español.

“Es una bandera que ofende a toda España, que dice que España es una dictadura y que los catalanes separatistas son una raza superior al resto de España. Muchas gracias señor, ¡España se lo agradece mucho!”, señala el autor del vídeo mientras el dueño del restaurante le saluda con una sonrisa tras haber retirado la estelada de su mástil.

Para terminar el vídeo, este murciano recomienda veranear en este lugar por ser “un sitio espectacular”. “¡Viva España y viva Cataluña!”, se despide al final del vídeo.

Se trata de un nuevo intento de los separatistas catalanes de apropiarse de los espacios públicos para dar soporte a su propaganda, esta vez en el extranjero.

Últimas noticias