Tecnología

Ada Lovelace, la primera programadora de la historia

Ada Lovelace
Ada Lovelace, un adelantada a su tiempo.

Ada Lovelace ha pasado a la historia por ser la primera programadora de la historia. Hija del poeta inglés Lord Byron y de Annabella Milbanke, a quien su marido le llamaba “princesa del paralelogramo” por la gran afición a las matemáticas y la geometría. Sus padres se separaron cuando ella solo tenía dos meses, quedándose Ada con su madre, por lo que nunca conoció a su padre, ya que él se fue de Inglaterra y murió en Grecia ocho años más tarde.

Una adelantada a su tiempo

El apellido por el que es conocida lo obtuvo de su matrimonio con William King, que era conde de Lovelace. Se la considera la primera programadora en la historia de la informática. Fue una mujer especial en la época victoriana. La suerte que tuvo fue contar con una madre rica y fuera de lo convencional, por lo que heredó su pasión por las matemáticas e incluso estudió en la Universidad de Londres, frecuentando ambientes cultos donde las primeras figuras del arte y la ciencia se encontraban.

El primer lenguaje de programación

El momento realmente importante llega cuando conoce al matemático Charles Babbage, el cual diseñó una máquina analítica que tenía que funcionar en base a los mismos principios que los futuros ordenadores, la cual nunca se construyó. Quedó muy impresionado por el gran talento que tenía Ada, la cual comprendió sus ideas a la primera y terminó escribiendo un plan donde aparecían los pasos para poder calcular el valor de los números de Bernoulli.

Babbage lo que hizo fue reclutarla como su ayudante, pero la boda de ella a los 20 años con el conde de Lovelace (William King) y el nacimiento de sus tres hijos hicieron que se apartase de la investigación por unos años.

Volvieron a trabajar los dos juntos y Ada lo que hizo fue inventar una notación en la que se podían describir los algoritmos en la máquina de Babbage, lo que dio lugar a la creación del primer lenguaje de programación. Firmó sus primeros trabajos con las iniciales A. A. L., para que no la censuraran por ser mujer.

Cuando tenía 36 años enfermó debido a un cáncer, por el que recibió un tratamiento a base de hipnosis y opiáceos, pero nunca se recuperaría del todo y terminó muriendo un año después. En 1979, , el Departamento de Defensa de EE UU desarrolló un lenguaje de programación que llamó “ADA” en honor a su persona.

Temas

Lo último en Curiosidades