Piel

Piel bonita en la menopausia: tratamientos y consejos para el cuidado del rostro

piel menopausia
Cómo cuidar la piel una vez llega la menopausia

Con la llegada de la menopausia, el rostro puede aparecer apagado y desgastado debido a los cambios hormonales: estos son los consejos para una piel bella y saludable.

Piel bonita en la menopausia

La menopausia es una fase de la vida muy delicada, que provoca una serie de cambios físicos y mentales. Aceptar los cambios con serenidad es fundamental para afrontarlos de la forma adecuada. Descubramos juntos cómo cuidar nuestro bienestar, empezando por la piel : aquí están todos los consejos para tenerla siempre bella , luminosa e hidratada, incluso en la menopausia .

La menopausia es el período en la vida de una mujer cuando la menstruación termina de forma permanente. Esto ocurre como consecuencia del agotamiento de la función ovárica, provocado por la disminución de estrógenos.

Entre las principales dolencias provocadas por los cambios hormonales se encuentran:

  • Sofocos
  • Cambios de humor
  • Aumento de peso
  • Insomnio;
  • Palpitaciones;
  • Sudores nocturnos .

Los efectos de la menopausia también afectan al aspecto de nuestra piel, que se muestra seca y adelgazada.

Para darle vigor y brillo -así como para combatir los principales malestares a los que nos enfrentamos en esta fase de la vida- es fundamental comenzar por la nutrición.

¿Qué podemos comer?

Entre los alimentos que hacen que la piel esté hidratada y saludable se encuentran los alimentos ricos en ácidos grasos, vitamina C y antioxidantes, como:

  • Granada;
  • Nueces;
  • Naranjas
  • Té verde;
  • Zanahorias;
  • Brócoli.

En general, el mejor consejo es preferir el consumo de semillas oleaginosas, frutas y verduras de temporada , eligiendo alimentos ricos en fibra, vitaminas y minerales.

No debemos olvidar, de hecho, que el aporte de calcio y vitamina D es importante no solo para embellecer nuestra piel, sino también para combatir el enemigo número uno de las mujeres posmenopáusicas: la osteoporosis.

Cómo planificar un cuidado de la piel perfecto

Además de un estilo de vida saludable y activo, hay algunos consejos que poner en práctica para cuidar la piel de la manera correcta, asegurándose de que esté bella, radiante e hidratada.

Planificar un cuidado diario de la piel especialmente diseñado para combatir las principales alteraciones debidas a los cambios hormonales es de fundamental importancia.

En particular, es necesario cuidar la piel en cada fase, desde la limpieza hasta la hidratación .

La elección de los productos a aplicar es crucial, ya que existe la necesidad de identificar cremas, lociones y aceites que rellenen la piel sin ser excesivamente agresivos: descubramos en detalle por qué y cómo hacerlo.

La importancia de la hidratación

La película lipídica es un velo protector que cubre por completo la piel de nuestro cuerpo. Esta barrera natural de la piel tiene la función de proteger y limitar la pérdida de hidratación.

Con la llegada de la menopausia , no solo se reduce la capa protectora, sino que también se compromete la secreción normal de sebo. Esto hace que la piel parezca más deshidratada y menos tonificada.

Para ello, es fundamental elegir productos especialmente formulados para la menopausia, que ejercen una acción calmante, hidratante y rellenadora, actuando sobre la estructura profunda de la dermis.

Cuidado con los productos demasiado agresivos

Para tener una piel bonita en la menopausia es necesario evitar recurrir a sustancias que puedan irritar o agredir la piel.

La película lipídica, de hecho, actúa como un escudo contra el estrés, la contaminación, la luz solar, pero también contra los productos que aplicamos en la cara. Debido a su deterioro debido a los cambios hormonales, el uso de lociones excesivamente cargadas solo conseguiría que la piel se endureciera más y se secara más.

Protege la piel de los rayos UV

Finalmente, el último consejo para una piel hermosa incluso en la menopausia se refiere a la protección contra los rayos ultravioleta.

De hecho, el uso de un protector solar es imprescindible para combatir la piel seca, el fotoenvejecimiento y las reacciones de hipersensibilidad cutánea como la cuperosis y la rosácea.

Lo último en Lifestyle

Últimas noticias