Elecciones Generales 2019

RTVE ‘traga’ con el debate el 22-A cinco horas después de que Sánchez le haya impuesto la fecha

Ante el riesgo de que la campaña descarrilara, a Sánchez no le ha quedado otra que volver a humillar a Rosa María Mateo e imponer a RTVE la fecha del 22 de abril para hacer el debate compatible con el de Atresmedia.

Nuevo ejercicio de seguidismo y sumisión de la administradora única de RTVE, Rosa María Mateo, a la estrategia del candidato socialista, Pedro Sánchez.

Cinco horas después de que este Viernes Santo el presidente rectificara y aceptara debatir el 22 de abril en RTVE y al día siguiente en Atresmedia, la dirección de RTVE ha publicado un comunicado oficial asumiendo que la fecha impuesta ayer por la televisión pública, el 23 de abril, corresponderá finalmente a la empresa privada.

Y donde dije digo, la dirección de RTVE se ve obligada a decir ahora Diego y someterse al nuevo giro de Sánchez para intentar zanjar que la polémica gestión de los debates dinamite su campaña, basada en la ausencia de polémicas y sobresaltos.

De hecho, el comunicado difundido por RTVE ni siquiera se molesta en rectificar la fecha que había anunciado 24 horas antes de forma unilateral y oficial para satisfacer la entonces pretensión del PSOE de celebrar un único debate en la televisión pública.

"Los cuatro grupos políticos mayoritarios en el Parlamento han confirmado personalmente a la dirección de la Corporación que participarán en el debate a cuatro en RTVE el lunes 22 de abril", dice el comunicado.

La realidad es que Pablo Casado, Albert Rivera y Pablo Iglesias habían dejado claro que ellos, el 23 de abril, acudirían al debate comprometido con Atresmedia y no cederían a la pretensión de Sánchez de hacerlo en Prado del Rey.

Sin coartada ante una opinión pública que lo visualizaba como el candidato que rechazaba debatir en directo con sus adversarios, Sánchez quedaba en un callejón sin salida si la oposición no acudía al debate de RTVE y él no lo hacía al de Atresmedia.

Ante el riesgo de que la campaña descarrilara, a Sánchez no le ha quedado otra que volver a humillar a Rosa María Mateo, a la que designó ‘a dedo’ nada más llegar a La Moncloa, e imponer a RTVE la fecha del 22 de abril para hacer el debate en la televisión pública compatible con el de la privada.

Es lo que ahora conviene a la estrategia electoral del candidato del PSOE para salir del atolladero en el que estaba inmerso por dos estrategias de comunicación opuestas y fallidas ambas: la que se gestiona desde Ferraz y la que se pilota desde La Moncloa.

Los profesionales en contra

La imposición de Sánchez a Mateo no ha pasado desapercibida para los consejos de Informativos de RTVE, que en su cuenta de Twitter, además de lamentar "el sainete de las últimas horas", critican que "la vuelta a la fecha original debía haberse anunciado por la Corporación" y no por el candidato socialistas, lo que, en la opinión de estos profesionales, "vuelve a dejar en entredicho nuestra independencia".

Por su parte, la plataforma que agrupa a los profesionales que vienen denunciando las manipulaciones y el control editorial en TVE al servicio del PSOE, reclama la dimisión no sólo de Rosa María Mateo, sino también de la directora de Informativos, Begoña Alegría.

Lo último en España

Últimas noticias