PARA QUE NO LE RALLEN EL COCHE

Hawkers califica de «idiota e inmaduro» al trabajador que aparca su Ferrari en minusválidos

Hawkers califica de «idiota e inmaduro» al trabajador que aparca su Ferrari en minusválidos
Ferrari F12 estacionado en una plaza de minusválisdos.

Este fin de semana, a través de un grupo de humor en Facebook se denunció que había un Ferrari F12 estacionado en una plaza de minusválidos que pertenece a Javier Martínez, empleado de Hawkers. El joven aseguró en el mismo foro que aparca de ese modo para que no le rayen la puerta de su vehículo. La polémica surgida en torno al comentario ha salpicado a la marca de gafas, que asegura que se trata de un comentario "idiota e inmaduro", pero insiste en que se trata de declaraciones a título personal que no representan a la empresa.

"El propietario soy yo. Y no aparcaría en minusválidos si la gente fuese más cuidadosa al abrir la puerta con sus coches". Con ese comentario Javier Martínez provocó enorme indignación en las redes sociales este fin de semana. El director general de Hawkers, Francisco Pérez, rechaza totamente esas declaraciones: "Como opinión personal, me parece un comentario idiota e inmaduro y que, evidentemente, no está alineado nuestros valores ni con nuestra filosofía. Pero estoy analizando un comentario personal de la vida privada de uno de los trabajadores".

Hawkers asegura que la cosa no quedará así y que tomará medidas y endurecerá las políticas que regulan este tipo de situaciones. No obstante, la empresa insiste en que en ningún momento el trabajador habla en nombre de la marca, que tiene unos representantes concretos que se encargan de transmitir la idiosincracia de la compañía dentro de un marco corporativo: "No sé cómo controlarán eso las grandes empresas con cientos de miles de empleados. Es una pena y es injusto que se tome como algo relacionado con Hawkers".

"Ha sido una sorpresa para todos. Que un comentario polémico, una salida de tono en un perfil personal y en la vida privada de uno de los trabajadores y accionistas de la empresa, se haga extensible a la marca y de alguna manera pueda eclipsar el trabajo duro y serio que se está haciendo en Hawkers, resulta cuando menos injusto", lamenta el director general de la marca de gafas.

Hawkers explica que hay más trabajadores que son accionistas. Y es que tras la importante inversión que recibió en noviembre de pasado año, en la que se unieron Alejandro Betancourt, Hugo Arévalo y Félix Ruiz, se decidió regalar acciones a los empleados como premio por su aportación a la compañía.

Lo último en Economía

Últimas noticias