Netflix

Netflix abre la puerta a subir de nuevo el precio a los suscriptores de su plataforma

netlfix-control-parental (1)
Netflix.

La cúpula de Netflix abre la puerta a subir de nuevo los precios a los millones de abonados de su plataforma, también en España. Así lo ha reconocido Gregory K. Peters, director de Operaciones y de Producto de la compañía norteamericana, durante la conferencia con analistas para presentar los resultados del tercer trimestre del año. «No voy a especular, pero si seguimos haciendo un gran trabajo y estrenando tantas producciones y sentimos que hemos dado un valor extra a nuestros clientes, entonces existe la posibilidad de que paguen un poco más», ha admitido en esa conferencia. En comparecencias anteriores han negado estar pensando en subir precios.

Los directivos de la compañía mantienen que, pese a la pandemia, a final de año van a mantener el ritmo de estrenos de series, 150 de aquí hasta final de año, por lo que están cumpliendo su objetivo de dar un valor extra a los abonados en todos los países, con producciones locales en todo el mundo. Con el aumento de precios conseguirían mantener ese ritmo de producción, necesario para seguir aumentando el número de abonados.

Así ha sucedido en septiembre en Australia y, en octubre, en Canadá. En ambos países Netflix ha subido el precio de sus paquetes estándar y premium entre uno y dos dólares. Analistas norteamericanos están especulando ya con la subida de la cuota en Estados Unidos: cada dólar de incremento del precio se traduce en 500 millones de dólares de ingresos para la firma, según Alex Giaimo, analista de Jefferies.

España no queda al margen de esta política. Netflix salió en España en octubre de 2015 a un precio de 7,99 euros el plan básico, 9,99 el estándar, y 11,99 el premium. Dos años después, el 2 de octubre de 2017, subió un euro su paquete estándar, hasta los 10,99 euros, y dos euros el premium, que quedó fijado en 13,99 euros mensuales. Y, de nuevo, dos años después, el 20 de junio de 2019, elevó otro euro su plan estándar, a 11,99 euros, y dos euros el premium, hasta los 15,99 euros. Siguiendo esta estrategia, a Netflix le toca subir los precios de nuevo en España en 2021.

Por qué tiene que subir el coste

La subida de precios acabará llegando a España. Y al resto de mundo. Porque Netflix ha frenado en el tercer trimestre su ritmo de incremento de abonados -2,2 millones, aunque la compañía mantiene que a final de año igualará la cifra de 2019- y, además, ha registrado un ARPU -ingreso por abonado- negativo. Entre junio y septiembre, el ARPU de Netflix ha descendido un 1,6%, lo que ha contribuido a que sus ingresos sean un 2% inferiores a sus previsiones iniciales.

Aunque el descenso del ARPU se debe al desplome de las monedas en Hispanoamérica, corregido el efecto divisa crece un 1% lo que supone una caída importante respecto a otros trimestres: un 5% en el segundo trimestre, un 8% en el primero, un 9% en el cuarto trimestre de 2019… De hecho, sus previsiones para el cuarto trimestre sitúan el crecimiento en el número de abonados en seis millones, hasta 201 millones, mientras que el incremento de los ingresos esperado será de 135 millones de dólares. La compañía ha acabado con la oferta de un mes gratis y ahora ha puesto en marcha una campaña de un fin de semana gratis.

El mercado ha reaccionado a las cifras del tercer trimestre de Netflix. Las acciones de Netflix han caído casi un 8% desde que anunció sus resultados este miércoles: desde los 525,4 euros hasta los 488 euros de cierre del viernes.

La buena noticia para Netflix es que ha ido reduciendo el gasto en marketing debido a que han apostado por mejorar la página de inicio y, desde ahí, intentar que el abonado pueda ver la oferta de la plataforma y se interese por ver otros productos en los días siguientes. Hasta septiembre han gastado 1.465 millones de dólares, frente a 1.773 millones en 2019.

Lo último en Economía

Últimas noticias