Ensaladas

Ensalada de judías blancas con anchoas

Ensalada de judías blancas con anchoas
Ensalada de judías blancas con anchoas

Las ensaladas son una de las opciones más saludables que tenemos en nuestra cocina. Una alternativa que depende del tipo de nutrientes y sabores que queremos sumar a la dieta, permitiéndonos utilizar muchos de esos alimentos que no quedan tan bien de otro modo. Por esto proponemos una ensalada de judías blancas con anchoas.

Y es que las ensaladas que se ha puesto de moda en los últimos tiempos, es esa que lleva tanto judías blancas como anchoas, una combinación probablemente no apta para todo el mundo, pero que los amantes de estas legumbres y elaboraciones del pescado agradecerán poder añadir a su recetario.

Y otra ventaja es que tanto judías blancas como anchoas se pueden comprar en conservas, almacenándose en casa hasta que las necesitamos, por lo que puede estar lista después de solamente un par de minutos, algo fundamental en esos días de prisa constante.

No te llevará mucho tiempo su elaboración, sobre todo si utilizas judías de bote y no necesitas cocinarlas. Como comprobarás más adelante, le añadiremos una serie de vegetales crudos que le darán un aspecto más refrescante y crujiente al plato, conservando en todo momento sus nutrientes.

Ingredientes para ensalada de judías blancas y anchoas

Para elaborar esta ensalada para dos comensales se necesitan 200 gramos de judías blancas, un par de tomates maduros, media cebolleta, un pepino, un pimiento verde, una lata de anchoas en aceite de oliva, pimienta negra y sal. Para preparar el plato se recomienda seguir los siguientes pasos:

Junto a ello, decidimos acompañarla con dos tomates maduros, media cebolleta, un pimiento verde, un pepino, una cucharada de tomillo picado, una cucharada de eneldo picado, pimiento negra y sal. Tú puedes elegir tus propios acompañamientos.

Primero tienes que asegurarte de escurrir y enjuagar las anchoas con suavidad, evitando que se rompan dada su fragilidad. Como decíamos antes, lo más fácil es adquirirlas en conservas, pero igual lávalas.

Acto seguido, pica la cebolleta, pela el pepino, y trocea los tomates, el pimiento y el propio pepino. Tienes que fijarte que las piezas sean de un tamaño similar, ni muy grande ni muy pequeño, añadiéndoles luego las judías blancas, salpimentando y sazonando con hierbas.

En el caso de que empleemos unas legumbres envasadas tendremos que escurrirlas y enjuagarlas. Las meteremos en un bol. Lo siguiente será lavar en profundidad los vegetales que vayamos a usar y picar la cebolleta.

Cortaremos en dados tanto el tomate, como el pepino y el pimiento. Lo mezclamos todo en un bol o ensaladera junto con las judías.

Lo sazonaremos todo con tomillo y eneldo si lo consideramos oportuno. Limpiamos las anchoas para quitarle posibles espinas y si no te gustan muy ensaladas puedes pasarlas por el grifo para quitarles un poco la sal. Las enrollamos y la continuación las añadimos a la ensalada. Lo mezclamos todo bien y la metemos en el frigorífico durante una hora para que no esté demasiado fría a la hora de comer. Una vez que la vayamos a consumir será el momento de aliñarla con aceite de oliva y un poco de vinagre.

Para finalizar, retira las anchoas de su aceite, haz pequeños rollos con ellas, y colócalas por encima. Tras unos minutos, mezcla bien y deja enfriar en la nevera por media hora antes de llevar a la mesa. Ya servido, puedes añadir sal, pimienta, y aceite de oliva virgen extra.

Lo último en OkSalud

Últimas noticias