Una fuerte erupción en el volcán Etna obliga a cerrar el aeropuerto de Catania

Una fuerte erupción en el volcán Etna, en la isla de Sicilia, ha levantado una gran columna de humo, de más de un kilómetro, que ha obligado a cerrar el aeropuerto internacional de Catania, suspendiendo toda su actividad, por los problemas de visibilidad derivados de este suceso.

La erupción del cráter sureste del volcán, que tiene una fuerte actividad explosiva y coladas de lava, arrancó a las cuatro de la tarde y provocó una lluvia de ceniza y piedras de hasta un centímetro de diámetro en la provincia. El Instituto de Geofísica y Vulcanología de la ciudad siciliana anunció poco antes de las 19 horas el final de la «espectacular» erupción y, tras una hora de actividad, dejaron de salir flujos de lava del cráter, mientras los que permanecen activos se dirigen al valle del Bove, en la ladera oriental del volcán.