Cómo aliviar el dolor de muelas

dolor de muelas
¡No sufras más! Alivia los síntomas del dolor de muelas de forma eficaz.

Cuando nos duelen las muelas nos sentimos desesperados. Haríamos cualquier cosa para que se nos calme. A última instancia tenemos al dentista, pero hay momentos en los que es realmente imposible visitarlo y tenemos que calmarnos por nuestra cuenta. En casa tenemos un arsenal de cosas que nos puede apoyar en este proceso y sin embargo no lo sabemos. El botiquín de casa es imprescindible, pero la mejor manera de aliviar el dolor de muelas es con el uso de los remedios naturales. La naturaleza es rica en productos curativos. Te vamos a enseñar cuáles son los elementos que puedes usar para calmarte el dolor de muelas.

¿Por qué aparece el dolor de muelas?

dolor de muelas

Es probable que tengamos una infección que hemos de tratar. En ocasiones también se puede tratar de las muelas del juicio. Otras de las causas, menos comunes, pueden ser una enfermedad en las encías, padecer bruxismo (apretar los dientes) un traumatismo dental o tener una mordida anormal.

Cómo aliviar el dolor de muelas con remedios naturales

Ajo

¿Quién no tiene ajo en casa? El ajo es capaz de disminuir el dolor, en especial el dolor de muelas. Tiene una propiedad antibiótica. Puedes estrujar un diente y mezclarlo con sal. Coloca esta pasta en la muela que te duele. Es un poco desagradable si no te gusta su olor, pero es efectivo.

Agua oxigenada

Esta sustancia la puedes mezclar con un poco de agua. Lo usarás para hacer enjuagues en tú boca unas tres veces cada día hasta que el dolor pueda desaparecer.

Agua con sal y tibia

La sal es muy purificante y por lo tanto limpiará tú boca. Mezcla agua con sal y enjuágate la boca varias veces al día.

Pimienta

La pimienta mezclada con agua hasta conseguir una pasta es bastante efectiva. Ayuda con las zonas que aparecen rojas e hinchadas. Usa la mezcla por varios días.

Compresa fría

Coge una compresa y empápala de agua muy fría. Colócala en la zona que te duele. El frío es capaz de disminuir la hinchazón. No coloques el frío directo en la piel, pues puede afectarla. Puedes poner la compresa cada vez que te duela.

Té negro

El té, en especial el negro, contiene ácido llamado tánico. Este tiene el poder de calmar el dolor de manera natural. Coge una bolsa de té negro y prepáralo como si te fueras a tomar una taza bien caliente. Coge la bolsita y exprímela. Coloca sobre la zona dolorida.

Perejil

Mastica ramitas de perejil unas tres o cuatro veces al día. Esta hierba es capaz de eliminar los pequeños abscesos que provocan los dolores dentales.

Temas

Comentar

Últimas noticias