Segunda B: Cultural Leonesa 1 - Castilla 2

Vinicius agita a un Castilla que aspira a todo

El Castilla venció a la Cultural en el Reino de León

Vinicius, que viajó a última hora a León, fue clave en el triunfo de los madridistas

Vinicius
Vinicius celebra un gol. (Realmadrid.com)

Vinicius Junior estaba 24 horas antes de comenzar su participación con el Castilla en la residencia del primer equipo en Valdebebas. Tras ser incluido en la convocatoria de Lopetegui, todo hacía indicar que iba a llegar su momento. Ese de debutar con el Real Madrid en partido oficial. Pero pasadas las 19:30 del sábado saltaba la noticia: el brasileño era el jugador descartado junto a Kiko Casillas. El Santiago Bernabéu se iba a quedar con las ganas de verle.

Vinicius y el madridismo se llevaban una desilusión, pero el atacante tiene muy claro que a sus 18 años lo que tiene que hacer es jugar al fútbol sin importar donde. Por ello, no dudó en desplazarse en solitario a León en la mañana del domingo para unirse a la concentración de un Castilla que ha vencido a la Cultura.

Vini partió como titular en el Reino de León. Con el ’11’ a la espalda y formando pareja en ataque con Cristo, desde muy pronto se vio que no iba a ser un partido sencillo para el brasileño en particular y el filial en general. Vinicius sufrió ante una Cultural que hacía valer su experiencia.

El joven atacante se ofrecía una y otra vez, trataba de mostrar su desparpajo, pero nada salía. Ni siquiera cuando le encontraban sus compañeros era capaz de sacar un buen disparo que le permitiese encontrar el premio. A todo esto hay que sumarle una guerra personal con el colegiado que terminó con el madridista amonestado y en claro riesgo de irse a los vestuarios antes de tiempo y un gol a balón parado de los leoneses que complicaba más las cosas.

Vini entra en juego

Algo tenía cambiar y el paso por vestuario refrescó las ideas de Vinicius y el partido daría un vuelco. Ya no se jugaba en el área del Castilla, ahora era la Cultural la que tenía que achicar balones cada vez que el brasileño conducía. Amagos, regates, quiebros y un penalti provocado que transformaba Javi Sánchez para poner la igualada en el luminoso. El viaje exprés de Vini ya había merecido la pena. Aunque él quería más.

El Real Madrid seguía mandando en el duelo, pero lo quería hacer en el marcador. Por ello, no dejó en ningún momento de atacar la meta rival. Hasta que encontró el premio. De Frutos centraba y Seoane entraba con todo al área para poner el 1-2 en el marcador. El Castilla daba la vuelta al duelo y llegaba el turno de sufrir.

La Cultural se volcaría en busca de la igualada y haría sufrir a un Castilla que resistió para sumar tres puntos muy importantes. Incluso, el carioca estuvo a punto de poner el tercero, pero falló ante el arquero. Este filial con Vinicius aspira a todo y es un candidato a pelar por los puestos de ascenso a Segunda División.

Lo último en Deportes

Últimas noticias