PRIMERA DIVISIÓN / JORNADA 38

0-2: El Mallorca responde y se gana con justicia la permanencia

Un gol de Ángel en el primer minuto de la segunda parte y otro de Grenier confirman la salvación

Osasuna peleó con limpieza todo el partido, pero los de Aguirre impusieron su ley

El Granada, que no pudo ganar en Los Cármenes al Espanyol, será quien acompañe a Levante y Alavés en el descenso

Final de partido histórico, con los jugadores fundiéndose con los aficionados mallorquinistas

Real Mallorca
Ángel, celebrando el 0-1

El Mallorca jugará la próxima temporada en Primera División tras salir victorioso de una última jornada agónica en la que le tocó sufrir como a un perro, pero en la que no se pasó ni un solo minuto en Segunda División. Un gol de Ángel en el primer minuto de la segunda parte y otro del francés Grenier en el 83 sirvieron para imponerse en El Sadar ante la presencia eufórica de 1.200 mallorquinistas que vivieron un partido que no olvidarán en su vida.

La noche fue tan agónica como triunfal. 90 minutos de puro sufrimiento que tuvieron un final feliz, pero en los que un simple detalle pudo haber convertido la última jornada en una pesadilla. Osasuna no entregó el resultado en ningún momento y peleó hasta el último balón, incluso después de que Grenier lograra el 0-2 y trasladara el éxtasis a la grada mallorquinista

Osasuna llevó el peso del partido en el arranque y a los ocho minutos un centro de Rubén García desde la izquierda estuvo a punto de rematarla en boca de gol Chimy Ávila, pero por fortuna el argentino no impactó con el balón.

Poco a poco el partido fue amansándose y el Mallorca empezó a pisar el terreno adversario. Reina puso el corazón en un puño a todo el mallorquinismo con un error en el despeje que estuvo a punto de aprovechar Osasuna, pero quien tuvo la primera ocasión clara de la noche fue el kosovar Muriqi, que a los 32 minutos se elevó sobre toda la defensa para cabecear alto un saque de esquina.

El equipo fue creciendo poco a poco y a los 36 minutos un saque de falta lo ejecutó de manera magistral Salva Sevilla para obligar a Sergio Herrera a realizar un paradón para evitar el 0-1.

La respuesta de Osasuna fue contundente. A los 41 minutos Budimir recogió un balón en el área y su disparo se fue a un solo palmo del poste. Casi de inmediato Oliván evitó otro remate del croata a bocajarro y ya en la prolongación Reina le tapó al ex-mallorquinista un tiro en el área para cerrar una primera parte con final angustioso.

El equipo se fue temeroso al descanso, pero regresó convertido en una bestia y en el primer minuto de la reanudación tejió una jugada primorosa entre Maffeo, Muriqi y Ángel que permitió a éste batir a Herrera en su salida.

El 0-1 desmontó a Osasuna, que no tuvo ni una sola opción de gol en una segunda parte en la que se dedicó a homenajear jugadores, lo que no le podía ir mejor al Mallorca, que cerró el partido a los 83 minutos tras un centro de Dani Rodríguez que cabeceó Abdón, rechazó Herrera y remachó Grenier al fondo de la red para, ahora sí, volver totalmente loca a la grada mallorquinista y con ella a toda la isla, que celebró la permanencia como si de un título se tratara.

 

 

Lo último en OkBaleares

Últimas noticias