Una investigación de la Sociedad Europea de Cardiología

Caminar 10 minutos al día prolonga la vida de los octogenarios

Se aconseja a los adultos realizar al menos 150 minutos semanales de actividad de intensidad moderada o 75 minutos semanales de actividad de intensidad vigorosa, o una combinación equivalente

Los beneficios que tiene caminar en la montaña o la playa

Caminar 1000 pasos más al día puede hacer que vivas más tiempo, según un nuevo estudio

Caminar
El estudio se realizó con personas de 85 años o más..

Una hora de paseo a la semana se asocia a una mayor longevidad en personas de 85 años o más, según una investigación presentada en el Congreso del CES 2022 de la Sociedad Europea de Cardiología, que se celebra en Barcelona.

Independientemente de la edad, se aconseja a los adultos realizar al menos 150 minutos semanales de actividad de intensidad moderada o 75 minutos semanales de actividad de intensidad vigorosa, o una combinación equivalente. Sin embargo, en los adultos, el tiempo de sedentarismo tiende a aumentar con la edad mientras que la cantidad de actividad física disminuye.

«Los adultos tienen menos probabilidades de cumplir las recomendaciones de actividad a medida que envejecen, afirma el autor del estudio, el doctor Moo-Nyun Jin, del Hospital Sanggye Paik de la Universidad de Inje, en Seúl (República de Corea). Nuestro estudio sugiere que caminar al menos una hora cada semana es beneficioso para las personas de 85 años o más. En pocas palabras, caminar 10 minutos todos los días».

Relación entre caminar y mortalidad

Este estudio examinó la asociación entre caminar y los riesgos de mortalidad por todas las causas y cardiovascular entre los adultos de 85 años o más. Los investigadores utilizaron información de la base de datos de ancianos del Servicio Nacional de Seguros de Salud de Corea (NHIS).

El estudio incluyó a 7.047 adultos de 85 años o más que se sometieron al Programa Nacional de Exámenes de Salud de Corea entre 2009 y 2014. Los participantes rellenaron un cuestionario sobre la actividad física en el tiempo libre en el que se preguntaba por el tiempo dedicado cada semana a caminar a ritmo lento, a actividades de intensidad moderada, como el ciclismo y la marcha rápida, y a actividades de intensidad vigorosa, como correr.

La edad media de los participantes era de 87 años y 4.813 (68,3%) eran mujeres. Los participantes se clasificaron en cinco grupos según el tiempo que dedicaban a caminar a ritmo lento a la semana. Unos 4.051 (57,5%) participantes no caminaban a paso lento, 597 (8,5%) caminaban menos de una hora, 849 (12,0%) caminaban de una a dos horas, 610 (8,7%) caminaban de dos a tres horas y 940 (13,3%) caminaban más de tres horas a la semana.

Intensidad moderada y vigorosa

En toda la población del estudio, compuesta por 7.047 adultos, 1.037 (14,7%) participantes realizaban actividad física de intensidad moderada y 773 (10,9%) realizaban actividad física de intensidad vigorosa. Sólo 538 participantes (7,6%) cumplieron las recomendaciones de las directrices sobre la actividad física de intensidad moderada a vigorosa. De los 2.996 participantes que caminaron a un ritmo lento cada semana, 999 (33%) también realizaron actividad física de intensidad moderada o vigorosa.

Los investigadores analizaron las asociaciones entre caminar, la mortalidad por todas las causas y la mortalidad cardiovascular después de ajustar la energía gastada en la actividad física de intensidad moderada a vigorosa. En comparación con las personas inactivas, las que caminaban al menos una hora a la semana (es decir, las tres categorías más altas de caminantes) tenían un 40% y un 39% menos de riesgo relativo de mortalidad por todas las causas y cardiovascular, respectivamente.

«Caminar se relacionó con una menor probabilidad de morir en los adultos mayores, independientemente de que hicieran o no alguna actividad física de intensidad moderada a vigorosa, explica el doctor Jin. Identificar la cantidad mínima de ejercicio que puede beneficiar a los ancianos es un objetivo importante, ya que los niveles de actividad recomendados pueden ser difíciles de alcanzar».

«Nuestro estudio indica que caminar, incluso una sola hora a la semana, es ventajoso para los mayores de 85 años en comparación con la inactividad total. El mensaje para llevar a casa es que hay que seguir caminando toda la vida», concluye.

Lo último en OkSalud

Últimas noticias