Crisis del coronavirus

España es la Italia de la segunda ola: multiplica por 7 los contagios del país trasalpino

Giuseppe Conte Pedro Sánchez
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez y el primer ministro italiano, Giuseppe Conte (i), en el Palacio de la Moncloa. EFE/ Chema Moya

España es la Italia de la ‘segunda ola’ del coronavirus en Europa. Si en aquellas primeras semanas de la pandemia era el país trasalpino el que concentraba la gran mayoría de infecciones a nivel europeo, en esta nueva etapa es España la que está mostrando una tasa de contagios muy por encima de la del resto de países. España ha sumado en los últimos dos meses 442.000 contagios, mientras que Italia sólo 57.000. Son 365.000 casos de diferencia y multiplica por 7 la cifra italiana.

A principios del pasado mes de marzo, España miraba de reojo cómo en Italia se descontrolaba la situación provocada por un nuevo virus llegado desde China. El confinamiento italiano, el primero de Europa, llegaría una semana después a España. Menos de un mes después, a principios de abril, España empataba a casos con Italia: el 5 de abril Sanidad informaba de 124.736 casos, mientras que Roma anunciaba 124.632. A partir de ese empate técnico, las tornas cambiaron y España nunca volvió a ir por detrás de Italia en la pandemia. Y es difícil pensar que lo vaya a hacer en el futuro, en vista de las cifras actuales.

La situación es diferente en esta segunda ola, que para España dio comienzo en las dos últimas semanas de julio. La pandemia estaba más o menos estabilizada en ambos países el pasado 18 de julio, con 260.255 casos en España y 243.967 en Italia (datos oficiales extraídos del Centro de Control y Prevención de Enfermedades). Dos meses después, las cifras se han disparado.

Este jueves España cuenta ya sus contagios muy por encima del medio millón de personas. Sanidad los cifra en 682.267, el doble de los que contabiliza Italia en total: 300.897. En dos meses, Italia ha sumado 57.000 contagios, mientras que España dispara esa cifra hasta los 422.000. Un aumento exponencial de siete veces más. En cifras brutas, España ha sumado 365.000 contagios más que Italia.

coronavirus
Evolución de los casos diarios entre España e Italia (Fuente: Universidad de Oxford).

Comité de expertos que existen

Italia, en base a estas cifras, da muestras de haber sabido controlar mejor la pandemia que España. Las claves de estos buenos resultados hay que encontrarlas en algunas de las medidas que ha aplicado el Gobierno italiano, aunque es difícil medir con exactitud su eficacia.

En primer lugar, el Gobierno de Giuseppe Conte creó a finales de abril un equipo asesor independiente y multidisciplinar, formado por economistas, juristas, empresarios, científicos, biólogos, epidemiólogos, médicos y sociólogos, para organizar la salida de Italia de la crisis económica y sanitaria. Al frente puso a Vittorio Colao, formado en Harvard y ex-CEO de Vodafone a nivel mundial.

Esa comisión de reconstrucción analizó y propuso cada una de las medidas que posteriormente en Gobierno de Conte aplicó a los diversos sectores afectados por la pandemia. Ese equipo creó una especie de manual con 102 propuestas enfocadas a la recuperación del país y encaminadas a evitar en la medida de lo posible volver a sufrir una oleada del coronavirus.

En cambio, el Gobierno español planteó y anunció la creación de diversos comités de reconstrucción cuyo impacto final ha quedado en nada. El del Congreso, dirigido por el diputado Patxi López con Enrique Santiago de segundo, líder del Partido Comunista, dejó como imagen más memorable la del vicepresidente Segundo, Pablo Iglesias, pidiéndole al diputado de Vox, Iván Espinosa de los Monteros, que cerrase la puerta «al salir» tras acusarle de estar buscando un «golpe de estado».

Del comité de expertos técnicos que asesoró en la desescalada sobre qué zonas podían y cuáles no pasar de fase y aflojar las medidas, el Gobierno acabó admitiendo que no existía.

¿Qué ha hecho Italia?

Una de las medidas que ha tomado Italia que no existe en España es la realización de test de detección del coronavirus a todos aquellas personas que entren en Italia y que hayan permanecido o transitado en las últimas dos semanas en Croacia, Grecia, Malta, España y en algunas regiones de Francia. La prueba debe realizarse al menos con 72 horas de antelación de la entrada en territorio italiano, o 48 horas después de haber entrado.

En España, mientras, es suficiente con presentar un certificado ‘autoresponsable’ en el que el viajero promete no estar ni haber estado infectado por el SARS-Cov-2. Italia apostó por el control de fronteras y una apertura temprana -desde el 3 de junio- para salvar el turismo, mientras España demoró la apertura pero no impuso apenas controles.

Italia
Controles de carretera en Italia por el coronavirus.

En el transporte, por ejemplo, Italia mantiene medidas de distanciamiento drásticas en trenes y autobuses, que en ningún caso circulan al 100% de su capacidad de ocupación.

En sus fronteras, Italia ha reforzado los controles sanitarios -tanto en carreteras, puertos y aeropuertos- y ha limitado el acceso a ciudadanos de Bulgaria y Rumanía, dos de los países más afectados de Europa. Los ciudadanos de estos países deben pasar cuarentenas de 14 días de forma obligatoria. En España no existe tal cosa.

En cuanto al marco jurídico de las medidas restrictivas impuestas en Italia, que las decide directamente el Gobierno desde Roma, el equivalente italiano al estado de alarma español -allí se denomina estado de emergencia- nunca fue levantado: está prorrogado hasta al menos el próximo 15 de octubre.

Otras de las medidas aplicadas por Italia son semejantes a las de España, como la obligatoriedad de mascarilla -también al aire libre aunque sólo en las horas vespertinas- y el cierre de discotecas y salas de fiestas. Sin embargo, a la vista de los datos, estas no han sido las medidas clave para contener el virus.

Lo último en España

Últimas noticias