Hará un minipretemporada

Isco se pone a plan

Isco
Isco, en un partido en el Bernabéu.

El malagueño tiene una semana de entrenamientos para recuperar su mejor estado de forma físico, allá por el mes de mayo, antes de que Zidane abandonara el Real Madrid

La temporada de Isco Alarcón quedará en su retina como una de las peores que ha vivido como profesional, rendimiento bajo mínimos sobre el césped, apartado del grupo y abocado a salir por la puerta de atrás en junio. Pero la vida está llena de sorpresas y para él tenía deparada la de la vuelta de Zinedine Zidane. Un hecho que él mismo catalogó como "buena noticia" días atrás y es que para el malagueño, el retorno del francés significa una nueva oportunidad y un motivo para dar el máximo de aquí a final de temporada.

Eduardo Inda contó esta semana, en exclusiva para El Chiringuito de Jugones, la situación actual de Isco. Zidane ha vuelto 10 meses después al Real Madrid y se ha encontrado al malagueño con cuatro kilos y medio más que en el último parámetro que él registró en mayo, uno de los mejores momentos físicos y deportivos del jugador en toda su carrera. Es por ello que el francés y su cuerpo técnico, además del propio Isco, quieren encontrar de nuevo el mejor estado de forma del 22 blanco.

Es por ello que esta semana será clave para el futuro de Isco en el Real Madrid, el futuro más próximo, de aquí a mayo. El malagueño realizará esta semana una pequeña pretemporada para encontrar su mejor estado físico, o al menos acercarse a él. El objetivo no es otro que bajar esos cuatro kilos y medio de peso que entorpecen cada movimiento del internacional español, el cual no fue convocado por Luis Enrique en esta última llamada debido, en parte, a todo esto. Este parón de la competición será aprovechado para perder ese kilos de más.

El regreso de Zinedine Zidane ha devuelto la ilusión a Isco. El técnico galo le levantó el castigo y echó a un lado el expediente que le impuso el club, algo que no sentó bien a la plantilla como contó el director de OKDIARIO en El Chiringuito de Jugones. Y es que el malagueño ha vivido sus mejores momentos deportivos de la mano del francés, el cual confió siempre en él, decantándose incluso por su figuro cuando tuvo que elegir entre él y el colombiano James Rodríguez.

El entrenador ha devuelto la fe y la confianza a Isco, que ve de otra manera ahora cada sesión de entrenamiento, motivado y enérgico para superar este pequeño bache en su carrera deportiva. Está en las manos del propio malagueño devolver la apuesta que Zidane ha hecho por él.

Lo último en Deportes