La Hora del Planeta

¿Qué sabemos de la hora del planeta?

la Hora del Planeta
Aprende qué sabemos de la hora del planeta

La Hora del Planeta trata de concienciar para realizar un uso más responsable de la energía

Todos los años, un sábado de marzo entre las 20:30 y las 21:30 horas se conmemora La Hora del Planeta en todos los husos horarios, y millones de personas, empresas y organizaciones apagan la luz a la vez.

Durante 60 minutos el mundo permanece a oscuras para así manifestar apoyo a la protección del medio ambiente y a la lucha contra el cambio climático.

Datos sobre la campaña La Hora del Planeta

Todo comenzó cuando la organización ecologista World Wide Fund for Nature (WWF) se reunió con la agencia publicitaria de Leo Burnett en la ciudad de Sídney para generar y crear acciones de sensibilización frente al inminente cambio climático.

Se estableció de esta forma la primera Hora del Planeta que se llevó a cabo en la misma ciudad australiana el día 31 de marzo del año 2007. Al año siguiente ya se había extendido a treinta y cinco países más.

A partir de allí el movimiento ha seguido creciendo y sigue celebrando, a finales del mes de marzo, la hora del planeta.

La fecha fue elegida por la cercanía del equinoccio de primavera en el hemisferio norte y el de otoño en el sur. La organización sigue estando a cargo de la WWF, pero la sede mundial de EarthHour, se trasladó de Sídney a la ciudad de Singapur.

Según la nota publicada de Miguel Ángel Valladares, portavoz de WWF, España ha apoyado a la Hora del Planeta desde sus inicios y destaca la adhesión de numerosos monumentos y edificios reconocibles como la Puerta de Alcalá de Madrid, la Alhambra de Granada, o la Torre de Oro de Sevilla, así como también cientos de fachadas de los Ayuntamientos.

Esta Hora del Planeta se ha convertido en una cita obligada de la agenda mundial ya que une simultáneamente a un enorme número de países en los 24 husos horarios de la Tierra y además llega a ser visible y apreciable su magnitud, desde la Estación Espacial Internacional.

Este evento ha logrado la atención del público y recibe en general una amplia atención mediática.

Desde otro punto de vista, es un espectáculo único, en el que se tiene la oportunidad de contemplar en directo el apagón de imponentes edificios o monumentos como, por ejemplo, la Torre Eiffel.

Sin embargo, existen quienes cuestionan la utilidad de la campaña de la Hora del Planeta, alegando que el ahorro de energía es insignificante y que incluso es perjudicial, ya que se produce una brusca caída eléctrica que, al retornar, rebota y genera peores desequilibrios.

Lo último en Curiosidades