Sánchez usa a Franco para tapar su desgobierno

El Gobierno de Pedro Sánchez ha sacado de nuevo la monserga de la exhumación de los restos de Franco. Otra vez, este Ejecutivo de pacotilla, que siempre que tiene una colisión política o un problema social en las calles, saca la monserga de Franco. Aparte del enfrentamiento importantísimo y transcendental como es el de la huelga de taxis, un problema nacional, diga el ministro Ábalos lo que diga, el Gobierno socialista ha tenido una derrota parlamentaria muy importante provocada por sus socios de Podemos con respecto al Decreto Ley sobre el alquiler.

¿Y cómo ha decidido que lo va a tapar? Recurriendo de nuevo a la promesa de sacar cuanto antes los restos de Franco del Valle de los Caídos y, además, por cierto, ha vuelto a mentir porque ha imputado a la Iglesia la responsabilidad de tenerlo todavía en aquel sarcófago y no es verdad. La propietaria del cadáver de Franco es la propia familia y, aparte de diversos procedimientos judiciales en los que está inmersa, ésta ha dicho de manera literal que sacan los restos mortales de allí y se los llevan a La Almudena, pero tampoco quiere el Gobierno que Franco esté en la citada catedral.

En este país se está produciendo un conflicto social muy importante con respecto a este asunto, un problema que, además, es absolutamente artificial. Y lo digo claramente: lo único que intenta el Gobierno es tapar la evidente problemática social y el bochorno de los taxistas en el que el Ejecutivo ha llamado a andanada. En definitiva, una autentica vergüenza nacional.

Últimas noticias