Casado retrata la «nefasta gestión» de Sánchez: «Tenemos el peor Gobierno en el peor momento»

Ver vídeo

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, ha desmontado las «mentiras» y «arrogancia» de Pedro Sánchez y ha criticado que el resultado de la gestión del socialista «no puede ser más nefasto». Casado ha acusado a Sánchez de actuar con «arrogancia», «incompetencia», «insensibilidad» y hasta «recochineo» y «mentir a todo el mundo». «Tenemos el peor Gobierno en el peor momento para España», ha lamentado.

En su habitual balance de fin de año, Casado ha destacado la «incompetencia económica» del Gobierno, con cifras que sitúan a España a la cabeza de la destrucción de empleo o la inflación. «Somos el país que más va a tardar en recuperarse», ha criticado el dirigente popular. «¿Si es una pandemia global, ¿por qué los estragos económicos afectan más a España?», se ha preguntado.

Casado ha recordado que España «es el país con más incremento de impuestos o que más empleo ha destruido» y ha asegurado no entender el «falso triunfalismo» del Gobierno.

El líder del PP ha acusado a Sánchez de hacer lo contrario de lo que prometió. «Dijo que no asentaría la gobernabilidad en los independentistas, que no gobernaría con Podemos ni con Bildu, que había que cumplir las penas íntegras a los condenados del procés, que no subiría impuestos a las clases medias y trabajadoras…», ha ido relatando. «No sólo no pide perdón a los españoles, sino que ha mentido, lo reconoce y no dimite», ha aseverado.

Ante este escenario, Casado ha destacado que su partido encabeza la intención de voto sólo dos años después de la investidura de Sánchez, algo que nunca se había producido y que ha atribuido a la «pésima gestión» del socialista y la «radicalidad de sus socios» pero también «a la alternativa» del PP.

«Un plan para España»

En este sentido, Casado ha enfatizado que el PP «tiene un plan para España» y ha fijado su objetivo en «devolver el poder a los ciudadanos».

Uno de los primeros ejes será «un plan de reforzamiento institucional» que para «acabar con los chantajes de los independentistas, tipificar un nuevo delito de referéndum ilegal y de rebelión y acabar con la propaganda separatista». Además, el PP propone una ley de lenguas para proteger al español como lengua vehicular, una ley de concordia «para acabar con el revisionismo suicida de la Transición, la Constitución e incluso de la Monarquía» y una ley de símbolos «para preservar al Rey de los ataques de los socios de Sánchez».

En segundo lugar, Casado propone blindar la «independencia judicial», para lo que ha insistido en la reforma del Poder Judicial de forma que los jueces sean elegidos por los propios jueces. En este contexto, ha criticado el bloqueo del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) por la negativa de Pedro Sánchez a aceptar el modelo que se reclama también desde Europa.

Asimismo, ha destacado su ambiciosa reforma fiscal, que contempla una bajada de 10.000 millones de euros, y una nueva legislación laboral con medidas como la mochila austriaca y más facilidades para la contratación, al tiempo que ha descartado apoyar la contrarreforma del Gobierno de PSOE y Podemos como le reclama Sánchez.

«La situación en España es muy mala por culpa de este Gobierno, pero hay esperanza de futuro», ha asegurado.

Así, ha celebrado que «el ciclo de cambio», que empezó con las elecciones en Galicia y Madrid y seguirá con los comicios de Castilla y León, «es imparable».

Casado ha lamentado que el Gobierno de Sánchez «es el más radical en la historia de España» y que «nunca en Europa ha habido gobiernos que dependan de un partido que no reniega del terrorismo». Pero «hay una alternativa firme, responsable y que representa al centroderecha reformista», ha concluido.

Lo último en España

Últimas noticias