Historia

La misteriosa muerte de Jayne Mansfield

Jayne Mansfield
Descubre la misteriosa muerte de Jayne Mansfield

La actriz murió en circunstancias misteriosas

La actriz Jayne Mansfield, sex symbol norteamericana, sufrió un espectacular y trágico accidente en el que perdió la vida y del que nació la leyenda urbana de que había muerto decapitada.

Pero los hechos no ocurrieron así, aunque muchas personas creyeron ver la cabellera rubia de la actriz en el capó del automóvil tras el fatídico accidente.

La muerte de Jayne Mansfield

Su nombre verdadero era Jayne Palmer, había nacido en el año 1933 y antes de iniciarse como actriz en cine, teatro, televisión y nightclubs por los años 50, tomó el apellido de su primer marido, Paul Mansfield, como nombre artístico.

Su cabellera era morena natural pero los estudios cinematográficos decidieron teñirla de rubio platino, seguramente en la búsqueda de una nueva Marilyn Monroe, pero esta vez más voluptuosa, con un busto de grandes dimensiones y exagerados peinados.

Entre los años 1956 y 1960, llegó a ser más popular y taquillera que la propia Marilyn.

En esos años realizó sus mejores films, actuando con directores de la talla de Frank Tashlin, Stanley Donen o Raoul Walsh. Pero su verdadera fama se debía, sobre todas las cosas, al estatus que había adquirido como sex symbol.

Jayne Mansfield fue una de las primeras estrellas del cine en posar casi desnuda para la portada de la revista Playboy en el año 1955. Su presencia era requerida incesantemente y aparecería en todos los números de la publicación desde febrero de 1958 y volvería a hacerlo en 1960.

La total desinhibición con la que vivía causaba escándalo en la sociedad de la época, y estuvo a punto de costarle la custodia de su hija Jayne Marie, la mayor de los cinco hijos que tuvo.

Ya para mediados de los años 60, su carrera había entrado en declive y tenía pocos trabajos. Apenas conseguía trabajar en alguna producción europea de tercera categoría y en algún filme erótico.

El 29 de junio de 1967, Mansfield viajaba en coche rumbo a Nueva Orleans junto a esposo, el abogado Sam Brody y tres de sus hijos, cuando el vehículo chocó violentamente contra un camión.

Brody, el chofer y ella murieron en el acto, en tanto que los niños, que iban dormidos en el asiento trasero, salieron casi ilesos.

La leyenda urbana creó la historia de que Jayne Mansfield había sido decapitada en el accidente, pero eso no fue así. Todas las especulaciones al respecto tenían que ver con una foto policial del siniestro, que aparentemente exhibía una cabeza rubia sobre el capó del auto. En realidad, se trataba de la peluca rubia de la actriz, que después del impacto con el camión, había quedado allí.

Lo último en Curiosidades

Últimas noticias

. . . . . . . . .