El marroquí ilegal detenido por violación atacó antes a otra joven que huyó lanzándose al Guadalquivir

Orilla del río Guadalquivir a su paso por Sevilla (MARÍA JOSÉ LÓPEZ / EUROPA PRESS).
Orilla del río Guadalquivir a su paso por Sevilla (MARÍA JOSÉ LÓPEZ / EUROPA PRESS).

El varón de 30 años y nacionalidad marroquí detenido el pasado 10 de marzo como presunto autor de una violación a una joven en una céntrica calle de Sevilla atacó días antes a otra mujer, si bien la víctima logró escapar del agresor arrojándose al río Guadalquivir.

El arrestado, en prisión provisional, se encontraba en situación irregular en España y fue expulsado de un centro de acogida. El inmigrante fue detenido tres meses después de consumar la agresión sexual el pasado 6 de diciembre en la calle Torneo de la capital hispalense. Sin domicilio conocido, su identificación resultó una difícil tarea para los investigadores, que sólo disponían de las descripciones físicas aportadas por la víctima. Una prenda de ropa hallada en un lugar próximo fue clave para esclarecer su identidad.

La violación se produjo en torno a las 4:30 horas, aprovechando el poco tránsito de viandantes y vehículos. La joven plantó cara al agresor y durante el forcejeo, éste le fracturó una muñeca, por lo que se enfrenta también a un delito de lesiones.

La Policía sospecha de que el detenido pudo estar detrás del intento de violación denunciado días antes por una joven extranjera, en la misma zona. En este caso, y según detalla Diario de Sevilla, la agresión no se llegó a consumar ya que la mujer logró escapar lanzándose de madrugada al río Guadalquivir y cruzándolo a lo ancho, a nado, para salir por la orilla de la Cartuja. El sospechoso desistió de perseguirla.

La joven denunció el intento de violación, pero los agentes no dieron con el agresor por falta de pruebas. Ahora, una vez detenido, la Policía lo vincula también con estos hechos. Misma localización y mismo modus operandi, además de que los rasgos físicos son coincidentes.

Hace apenas un mes, el 20 de febrero, la Policía Nacional evitó otro intento de violación en una zona de aparcamientos de la isla de la Cartuja. Los gritos de auxilio de la víctima alertaron a unos agentes de paisano que patrullaban por la zona. El detenido, que fue sorprendido con los pantalones ya bajados, fue un hombre de 28 años y nacionalidad guineana, también en situación irregular en España y con un expediente de expulsión del país en vigor. La autoridad judicial ordenó su ingreso en prisión provisional.

Lo último en España

Últimas noticias