Parejas

No discutas en la cama con tu pareja

Es inevitable tener discusiones en pareja, pero lo importante es saber cómo gestionarlas. Un buen consejo: no discutas en la cama con tu pareja. ¿Cómo conseguirlo?

Pareja en la cama
Evitar discusiones en la cama

Un sabio dicho popular afirma que nunca debes irte a dormir enojado con tu pareja. Peor aún si pretendes aprovechar ese momento para comenzar o continuar una discusión. No se trata de evitar las discusiones, sino tratar de que se produzcan en el momento y lugar adecuados. Consejo básico en toda terapia de pareja: las discusiones no deben producirse en el mismo lugar que la vida íntima. Sin embargo, existe la creencia de que después de una discusión en la cama con tu pareja el sexo es mejor. ¿Tú qué opinas?

La discusión en la cama con tu pareja como afrodisíaco

Puede resultar muy satisfactorio, después de una discusión, demostrar a nuestra pareja que realmente la amamos mediante el sexo, pero esto no debe convertirse en una costumbre. Muchas parejas creen, erróneamente, que el sexo después de una discusión es más placentero.  Incluso se citan estudios científicos que intentan demostrarlo. Simplemente se debe a que durante la discusión alcanzan un estado de excitación emocional que no son capaces de lograr sin ésta.

En realidad, el sexo de reconciliación puede ser muy estimulante, pero se debe evitar caer en un ciclo de “discusión y luego sexo”, que no hace más que enmascarar problemas reales de la pareja. Generalmente, se suele tratar de una falta de comunicación. Es conveniente que las discusiones terminen en forma pacífica, manteniendo un lenguaje corporal adecuado. La proximidad física puede ayudar a la reconciliación, pero sin ninguna duda lo mejor será no enfadarse la próxima vez.Pareja en la cama

Cómo evitar las discusiones en la cama con tu pareja

El tema de las discusiones de pareja es recurrente. Muchas parejas creen que discutir es saludable, y se sorprenden ante parejas que jamás discuten. En realidad, cada pareja elige su forma particular de comunicarse. Las discusiones rápidamente pueden hacer perder el control, y decir cosas hirientes mata el amor.

Antes de continuar, déjanos decirte en qué otros lugares además de la cama, debes evitar la discusión con tu pareja:

  • En público: los espectadores pueden sentirse intrigados o divertidos, pero siempre será una situación incómoda.
  • Frente a familiares: la discusión de pareja puede convertirse fácilmente en una pelea familiar.
  • Ante los hijos: puede tener un fuerte impacto negativo sobre los niños exacerbando sentimientos de culpa.

Algunos consejos prácticos

Para evitar las discusiones en la cama con tu pareja sigue estos consejos:

  • Trata de resolver el problema antes de ir a dormir. Si llega la hora de ir a la cama y la discusión todavía está en su momento más álgido, es preferible continuarla hasta terminar y por una vez acostarse un poco más tarde pero en paz.
  • Si no puedes posponer la hora de acostarte, procura finalizar la discusión en buenos términos, postergándola para otro momento.
  • Recuerda siempre que amas a tu pareja.
  • Evita la dramatización o la exageración. Las parejas no funcionan así.

Si quieres probar sexo de reconciliación hazlo, pero no lleves la discusión a la cama con tu pareja. La cama es el recinto del descanso y el amor, y en lo posible hay que evitar discutir en ella. ¡Consérvala así!

Lo último en Salud

Últimas noticias