Alimentos

¿Es posible tener frutas y verduras aún más sanas?

frutas y verduras
Tanto las frutas como las verduras son ya sanas y deben consumirse a diario.

Tanto las frutas como las verduras son ya sanas y deben consumirse a diario. Son alimentos que incluiremos en nuestra dieta, porque aportan gran cantidad de vitaminas y minerales, y los nutrientes necesarios para cuidarnos. Todos tenemos cerca frutas que nos gustan más o menos y también verduras.

Estamos hablando de alimentos sanos que pueden tomarse en cualquier momento del día. Desde el desayuno a la merienda, pasando por cenas junto a yogur y otros.

Escogerlas de proximidad

Para tener frutas y verduras todavía más sanas basta con adquirirlas de proximidad. De productores directamente que están muy cerca de donde vivimos, de km 0 y las tiendas cercanas que sabemos que las obtiene directamente del productor.

Comprarlas en los mercados semanales

Estas frutas y verduras también son de proximidad porque suelen venderlas los productores directamente en mercadillos. Veremos que son más naturales y además podemos hablar con los agricultores que nos aconsejarán cuáles son las mejores.

Alimentos de temporada

Otra manera de tener estos alimentos más frescos es tomar los de temporada. Ofrecen más  nutrientes, mejor calidad y frescura. Aportan más sabor y color, y con esto también contribuiremos a dar economía a la zona porque también se comprarán frutas de proximidad.

Huerto en casa

Si queremos tener estos alimentos directamente del huerto al plato, de la manera más fresca y natural, podemos tener nuestro particular huerto en casa. Puede ser urbano, donde cultivemos desde tomates a berenjenas, pasando por un huerto mucho más grande.

Notarás en seguida el olor y el sabor auténtico de este tipo de frutas y verduras, y como las hemos cultivados nosotros, todavía estarán más buenas. Es una clara ventaja que hará que podemos comer de forma sana cada día. Además cultivar un huerto es una manera de afición y distracción, y dicen que aporta bienestar y nos aleja del estrés.

Buena conservación

La manera en que cocinamos los alimentos y sobre todo su conservación también afecta a que están más o menos buenos. Y que además no pierdan sus propiedades. Conservar las frutas y verduras en un lugar seco es preferible, mientras que algunas las tendremos que poner en la nevera. Todo depende de cada alimento, pues algunos pueden estropearse antes si están en el frigorífico.

 

Lo último en Salud

Últimas noticias