Excéntricas en vías de extinción

Excéntricas en vías de extinción

No es lo mismo ser extravagante con el estilo de Coco Chanel, que ir de excéntricas, como Susana Díaz, Rita Maestre o Teresa Rodríguez, tres mujeres a las que el mal de la endiosada mediocridad las tiene sometidas. El siglo XX nos dejó los aromas de Chanel, una de las personas más influyentes de su época por haber revolucionado todas las costumbres, mientras que el siglo XXI apenas ofrece las pataletas de unas revolucionarias de carcajada, señoras vacías de talento y repletas de rencor. Un odio irracional contra VOX, las ha reunido. Hagámosle un traje prêt-à-porter a cada una.

Susana Díaz, la que vio desaparecer su cortijo. Esta dama no sabe perder ni admite la derrota. Culpa a la extrema derecha de su fracaso en lugar de reconocer que Pedro Sánchez y los pactos convenidos con cuantos odian a España, la han enterrado. Ya no es nadie. Ha de reclamar su declive al que transporta en Falcon a su perra, su travelo y sus mil insensateces. Apreciada Susana, muñeca rota, hoy no vales ni lo que vale un peine. Tu cortijo se esfumó. La Junta de ladrones que presidías ahora depende de unos partidos más honestos que el PSOE. Como decidan levantar las alfombras, se te caen las bragas. Así que no digas que fuiste depuesta por la ultra derecha, cuando tú has sido infinitamente más ultra alentando el saqueo andaluz. Cierra el buche, muñeca, y lárgate a Cancún, a expirar tus pecados en la misma hamaca en la que Sánchez se tumba para expirar los suyos, pues sois tal para cual, dos trincones, aparte de ineptos.          

Rita Maestre, la que se empelotó en los altares. Oigamos a la mantis atea que devoró el cráneo de su amante andrógino, Iñigo Errejón, nene bastante menos recio que cualquier varón de VOX, partido al que la mantis muestra inquina. La atolondrada ha de estar en celo para decir imbecilidades como que: “Los hombres de VOX, son débiles e inseguros”. ¿Querrá convocar un casting en busca de que algún espontáneo le borre los atrasos? Yo creía que Rita era un satélite de Carmena para perturbarnos la vida con sus obscenidades. Pero ahora se que su ex novio ladino, capaz de traicionar a una hiena moteada del porte de Iglesias, también es capaz de vengarse de la vampiresa que le sorbió el seso, obligándola a enfrentarse a hombres con los que él no se atreve. He de recordarle a Rita que la sublime Coco Chanel creó una nueva mujer emancipada de los hombres, sin verse en la necesidad de humillarlos, como hace ella por carecer de una buena educación.

Teresa Rodríguez, Ibárruri bis se quedó sin habla. La hechicera del desencanto, la socia de Otegui que llama patriota a este asesino y pistolero al líder de VOX, se define por sus incongruencias. Teresa, cuyo curriculum no da para más, con un cociente intelectual que no supera el de las ovejas, conforma el alegre triunvirato de excéntricas pajarracas en vías de extinción. Tres brujas mediocres, que se creían diosas, caminan hacia el ocaso. Cuando llegue ese día, espero que lo televisen en abierto.

Últimas noticias