Perros

Ansiedad sexual: mi perro monta todo lo que tiene delante

Quienes tienen perros en casa conocen situaciones concretas de ansiedad sexual. Para controlar esta cuestión, estos sencillos consejos te ayudarán.

Perro con ansiedad sexual
Controlar la ansiedad sexual en tu perro

Son varios los factores que pueden generar una ansiedad sexual en el perro. En la práctica, resulta común observar cómo pueden llegar a montar todo aquello que se les cruce en el camino: otros perros (independientemente del sexo) y también objetos como cojines, peluches, mantas, entre muchos otros. Esta conducta resulta muy incómoda, especialmente para los humanos; por ello es importante determinar el motivo de la misma y tomar las acciones necesarias para reducirla en la medida de lo posible.

¿Tu perro sufre de ansiedad sexual?

Se suele pensar que la conducta de montar cualquier objeto se limita simplemente a la excitación del perro; sin embargo, hay otras razones de fondo por las cuales el can se comporta de esa forma. Una de las principales es la sobre-estimulación, la cual ocurre cuando el can está muy emocionado, quizás por conocer a un nuevo perro, gato o a nuevas personas. Dicha estimulación la libera montando.

Otra de las razones más comunes de esta conducta es la ansiedad o el estrés. Cuando el animal tiene estas emociones puede llegar a montar para liberarlas. Lo preocupante, en este caso, es que se mantenga de forma repetitiva en el tiempo, ya que puede llegar a convertirse en un desorden compulsivo.La ansiedad sexual en perro

Algunos problemas de salud también pueden generar esta conducta; por ello, si la misma aparece de un día para el otro, es recomendable visitar al veterinario para hacerle un chequeo completo. En este sentido, algunas de las enfermedades más comunes son: alteraciones hormonales, algunos tipos de tumores e infecciones que alteren el perfil de los olores, entre otras.

¿Qué hacer ante esta conducta?

Lo primero es no castigar al animal, ya que para él es algo completamente normal, es al ser humano al que le resulta molesto. Dicho lo anterior, es importante analizar las causas, si es una conducta que desarrolla de un momento a otro es recomendable llevarlo al veterinario para descartar cualquier problema.

Por otro lado, siempre está la opción de castrar a los machos y esterilizar a las hembras cuando todavía son muy jóvenes. Esto además de tener numerosos beneficios para su salud y alargar su expectativa de vida, también hará que el perro no tenga este tipo de conducta, ya que la parte hormonal está considerablemente disminuida.

Hay que evitar un ambiente o situaciones que le generen estrés al animal. De igual forma, es recomendable tenerle una rutina y sacarlo a pasear, jugar y correr con regularidad. De esa forma, liberará energía y no estará sobre-estimulado.

La ansiedad sexual en perros es una conducta considerablemente normal. La misma no está asociada estrictamente a la estimulación sexual, sino que puede tener otros factores. ¿Tu perro ha estado sobre-estimulado?, ¿conoces o sospechas las causas?

Lo último en Mascotas

Últimas noticias