Trump aparece con mascarilla en público por primera vez durante la pandemia

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha aparecido este sábado con la mascarilla en público por primera vez desde que comenzó la pandemia mundial por el coronavirus. Lo ha hecho tras sucumbir a la presión de su equipo para dar ejemplo de salud pública ante un coronavirus cuyo avance en EEUU está lejos de pararse.

Trump usó una mascarilla negra mientras caminaba por los pasillos del hospital militar Walter Reed, en las afueras de Washington, para reunirse con veteranos heridos. El presidente pasó junto a los periodistas, pero no se detuvo para hablarles sobre lo que se había convertido en un momento muy esperado: su posible cambio de opinión sobre una práctica recomendada por los propios expertos médicos del gobierno.

«Creo que es una gran cosa usar una mascarilla. Nunca he estado en contra de las mascarillas, pero creo que tienen un tiempo y un lugar», dijo Trump cuando salió de la Casa Blanca.

Varias noticias de esta última semana semana contaban que sus asesores prácticamente le llegaron a rogar al presidente que ceda y use mascarilla en público y se deje fotografiar con ello, ya que los casos de coronavirus se disparan en algunos estados y Trump continúa muy por debajo del demócrata Joe Biden en las encuestas para la elección de noviembre.

Trump ha defendido firmemente el manejo de la pandemia por su gobierno a pesar que Estados Unidos es el país más afectado del mundo por la covid-19, con más de 135.000 fallecidos y más de 60.000 casos nuevos por día desde hace varios días.  Los distintos estados han tenido que decidir por sí mismos cómo reabrir sin una estrategia clara y coherente de parte de la Casa Blanca.

«El muro ha evitado contagios»

Por otra parte, Donald Trump ha asegurado que el muro fronterizo construido parcialmente en la frontera no solo ha frenado la entrada de inmigrantes sin o también una «inundación» de coronavirus procedente de México, donde afrontan «graves problemas».

El muro «ha sido crucial porque los números de los que entran por la frontera sur son ahora muy, muy pequeños», ha subrayado tras destacar que ya se han construido más de 200 millas (casi 322 kilómetros). Además ha prometido duplicar esta cifra.

«Especialmente con el COVID ha resultado muy provechoso para nosotros tener el muro, pues podríamos haber sido inundados porque ellos sí que tienen graves problemas», ha indicado este viernes durante un acto durante su visita al Comando Sur de las Fuerzas Armadas con sede en Florida.

«Hay dos cosas que nunca cambian: muros y ruedas… Son dos cosas que cambian jamás en mil años: una rueda y un muro. Funcionan», ha remachado tras destacar la «fantástica» labro del «gran caballero» Andrés Manuel López Obrador, presidente mexicano, al que recibió el viernes en la Casa Blanca.

Lo último en Internacional

Últimas noticias