Boya estaba «mentalizada» de podía dormir en prisión: «Cogí el AVE con una bolsita y dos mudas»

Mireia Boya.

La exdiputada de la CUP Mireia Boya ha afirmado que, tras declarar en el Tribunal Supremo acusada del delito de rebelión, estaba "muy mentalizada de que podía dormir en la cárcel" si el juez Pablo Llarena le hubiera decretado prisión preventiva: "Cogí el AVE con una bolsita y dos mudas".

"Consideré que un gesto de dignidad era importantísimo: entrar sonriendo y con el puño levantado había que hacerlo", ha asegurado Boya en una entrevista con Catalunya Ràdio, en la que ha dicho que "ha sido brutal cómo se ha volcado la gente" para darle "ánimo y apoyo" después de que Llarena no le impusiera medidas cautelares.

La ex diputada ha reiterado que dijo ante el Supremo que el 27 de octubre votó lo que "estaba convencida que era una declaración política", aunque después "la realidad lo haya desmontado".

Estrategia procesal

"La intencionalidad por parte de la CUP era hacerla efectiva porque venía del mandato del 1 de octubre", ha señalado en relación a la declaración de independencia.

Preguntada sobre si su estrategia procesal puede jugar en contra de la defensa del resto de independentistas encausados, Boya ha dicho que no: "Yo no sé qué pensaban (Marta) Rovira y (Marta) Pascal. Quizá votaron por compromiso o simbolismo y no estaban tan convencidas como yo de que fuera efectiva", ha dicho en relación a la declaración de independencia del 27 de octubre.

Asimismo, Boya se ha mostrado "sorprendida" de que entre las filas independentistas "la gente está contenta" tras no imponerle Llarena medidas cautelares, pues ha indicado que se hace "excepción lo que debería ser una cosa normal".

La ex presidenta del grupo parlamentario de la CUP ha considerado que es "tarea urgente" que los independentistas encausados elaboren una "estrategia política" y "común" de defensa, ya que, a su juicio, "nadie tiene una visión compartida de esta macrocausa".

Lo último en España

Últimas noticias