Purga en la Guardia Civil

Marlaska recurrirá la sentencia de De los Cobos argumentando que ocultó información deliberadamente

El grueso del recurso será una detallada lista de reuniones y conversaciones con fechas y horas concretas

Marlaska Pérez de los Cobos
El coronel Diego Pérez de los Cobos.

Horas después de que se diera a conocer la sentencia de la Audiencia Nacional en virtud de la cual el Ministerio del Interior estaba obligado a readmitir en su puesto al coronel Diego Pérez de los Cobos, el ministro Fernando Grande-Marlaska anunciaba que habría recurso contra el citado fallo. Los servicios jurídicos del Ministerio insistirán en los argumentos del cese «por pérdida de confianza».

Ahora OKDIARIO ha confirmado que, efectivamente, habrá recurso, que se agotará el plazo máximo para presentarlo y que las líneas maestras del mismo pasarán por un exhaustivo repaso de los días e incluso horas previas a la decisión de cesar al jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Madrid.

Según las fuentes consultadas por este periódico, el recurso se presentará a mediados de la semana próxima, justo cuando se agote el plazo de 15 días que dio el juzgado para presentarlo.

El escrito para refutar los argumentos del juzgado se basará en un metódico repaso de conversaciones y encuentros producidos entre varios protagonistas del polémico cese de Pérez de los Cobos.

¿Y qué pretende con eso el Ministerio del Interior? Todo apunta a que el objetivo es demoler el principal argumento del coronel cuando recurrió su cese a la Justicia: él no se negó a prestar información alguna, sino que nunca llegó a tenerla al especificar la juez que investigaba los actos que rodearon el 8M del año pasado que se trataban de investigaciones secretas.

Y es que éste es el meollo del recurso con el que Interior pretende mantener el cese de Pérez de los Cobos. El coronel asegura que, pese a que los hombres y mujeres que investigaban posibles negligencias por parte de la Delegación del Gobierno de Madrid al permitir manifestaciones por el 8M al inicio de la pandemia estaban bajo su mando, él nunca conoció los detalles de la causa.

Y no conoció esos detalles porque los investigadores le transmitieron la taxativa orden de la juez de mantener en secreto todas las diligencias.

De hecho, el tribunal no quiso entrar en si Pérez de los Cobos sabía o no del estado de las actuaciones. El tribunal consideró que el cese era ilegal porque lo que al coronel se le pedía era que revelara algo que una juez prohibía expresamente hacer. Sin embargo, el recurso de Interior va a ser “erre que erre”.

Un listado de llamadas y reuniones

La tesis de Marlaska es que Pérez de los Cobos sí tenía datos de la investigación sobre el 8M y que los ocultó de forma deliberada a la directora de la Guardia Civil y al Secretario de Estado de Interior. Según ha sabido este periódico a través de una cronología muy detallada en el recurso del Ministerio de Marlaska, eso es lo que se va a intentar demostrar para acabar justificando que el cese fue por pérdida de confianza en el coronel.

La insistencia en este argumento se basa fundamentalmente en el callejón sin salida en el que tras el cese del coronel se metió la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, quien insistió una y otra vez en que el cese del coronel se debía al hecho de no haber compartido con ella información sobre el informe del 8M que detectó en las manifestaciones autorizadas un hecho directamente relacionado con la propagación de la enfermedad.

Que ahora Interior quiera basar su recurso en una secuencia detallada con precisión horaria, para explicar reuniones y conversaciones con días y horas, recuerda parte de la sentencia que da la razón a Pérez de los Cobos.

Concretamente a aquélla en la que se detalla parte del interrogatorio como testigo del director adjunto operativo, Laurentino Ceña, quien reveló ante el juzgado que hasta tres veces informó a Gámez sobre la marcha y avances de las investigaciones seguidas por el 8M, eso sí, con las limitaciones impuestas por la jueza del caso.

Gámez sí supo que se estaban investigando las manifestaciones del 8M, llegó a saber que la Delegación del Gobierno estaba en el centro de esas investigaciones, que la jueza había exigido máxima cautela y que varios asistentes a las manifestaciones de aquel 8M estaban siendo citados como testigos.

Ceña fue el testigo que declaró ante el juez de la Audiencia Nacional que invalidó el cese de De los Cobos que María Gámez le dijo textualmente que la salida del coronel era algo «ya decidido por Moncloa».

Está claro que Gámez tenía información que debió transmitir a la Secretaría de Estado de Interior y ésta al Ministerio de Marlaska. Si ahora en su recurso Interior incluye otras conversaciones veremos si es para desvirtuar el motivo del cese o para insistir en el mismo pese a que el juzgado lo calificó de “insólito” al reconocer “sin tapujos” que se cesaba a un mando de la Guardia Civil por obedecer un mandato judicial.

Lo último en España

Últimas noticias