Presos etarras

Bildu aprovecha la pandemia para presionar al Gobierno con nuevos acercamientos de etarras

Bildu
Maddalen Iriarte y Julen Arzuaga, dirigentes de la formación proetarra de EH Bildu, durante una comparecencia a los medios.

La formación proetarra de EH Bildu quiere usar al coronavirus, pandemia que ha dejado hasta el momento más de 42.000 fallecidos, como pretexto para que el Gobierno de Pedro Sánchez siga acercando a presos de la banda terrorista ETA. El Ministerio de Interior de Fernando Grande-Marlaska ha acercado a más de 50 presos etarras desde que llegó al Ejecutivo, una cifra que el partido liderado por Arnaldo Otegi considera insuficiente tras permitir la investidura de Sánchez con su abstención.

Bildu considera que las medidas que se están adoptando contra la pandemia en las cárceles pueden suponer un «foco de contagio a familiares que se ven obligados a acudir a lejanas prisiones». «Se están adoptando medidas en algunas prisiones que restringen nuevamente derechos básicos de presos y familiares», ha denunciado la formación proetarra a través de un comunicado.

«EH Bildu considera que esa solución pasa por el respeto del principio de su arraigo familiar y social, conduciéndoles inmediatamente a cárceles vascas, tal y como es su derecho. Pasa por facilitar el acceso a libertad a presos que tienen avanzada el cumplimiento de su condena. Y en el caso de presos enfermos y mayores de 65 años, población de riesgo ante la pandemia, pasa por su excarcelación inmediata», sostiene el partido de Otegi.

El coronavirus ha dejado en España hasta el momento más de 42.000 fallecidos y más de 330.000 contagiados. Hay 800 brotes activos con más de 9.2000 infectados. En el País Vasco las cifras, según el Gobierno autonómico de Íñigo Urkullu, son de más de 15.000 positivos y 1.500 fallecidos. Estos datos los quiere aprovechar Bildu para presionar al Gobierno con su política de acercamiento de presos etarras a cárceles del País Vasco.

«Ser vasco y estar en una prisión alejada de su lugar de origen son circunstancias que están redundado en cuarentenas más gravosas, con encierro permanente en celdas y nuevas dificultades para ejercer el derecho a la comunicación familiar», ha asegurado Julen Arzuaga, diputado de Bildu en el Parlamento Vasco. «Entendemos que un repunte de la crisis sanitaria requiere medidas, pero no en el sentido que se apuntan, nuevamente a costa de derechos de presos y familiares. Excepción penitenciaria, alejamiento y Covid-19 es un marco de vulneración que merece una solución inmediata», ha añadido.

El dirigente proetarra ha instado al Gobierno de Pedro Sánchez a continuar con su política de acercamiento de presos etarras en plena pandemia. «Seguiremos creando las condiciones políticas, sociales, institucionales, para que estas demandas se lleven a la práctica cuanto antes», ha afirmado.

Comparó a la Policía con «los nazis»

Arzuaga fue el que comparó a la Policía Nacional y a la Guardia Civil con los «nazis de Núremberg». Fue durante un Pleno en el Parlamento Vasco para debatir el proyecto de ley para el reconocimiento de las víctimas de abusos cometidos por las fuerzas policiales.

«Para mí, ustedes son nazis que protestaban porque hubo un juicio en Núremberg; para mí, ustedes son los franquistas que luchan para que no haya reconocimiento de sus vulneraciones de derechos humanos. Es indignante, inaceptable y asqueroso», manifestó desde la tribuna de oradores.

Lo último en España

Últimas noticias