MACROECONOMÍA

España lideró los niveles de déficit y deuda pública de la eurozona en el tercer trimestre de 2023

La deuda pública de España se situa en 1,57 billones de euros

PIB
El ministro de Economía, Carlos Cuerpo.
Benjamín Santamaría
  • Benjamín Santamaría
  • Economista, analista, conferenciante y máster de educación. Redactor de economía en OKDIARIO y autor de "La economía a través del tiempo" en el Instituto Juan de Mariana

La economía española presentó uno de los niveles más elevados de deuda pública y déficit de la eurozona en el tercer trimestre de 2023, según los datos publicados este lunes por Eurostat. Por tanto, España continúa con el desajuste de cuentas pese a haber mejorado ambos índices en los últimos meses.

Así, durante el tercer trimestre de 2023, la deuda pública de España se situaba en 1,57 billones de euros, en comparación con los 1,56 billones del trimestre anterior y los 1,50 billones del mismo periodo en 2022.

No obstante, la relación de la deuda con respecto al Producto Interno Bruto (PIB) disminuyó al 109,8%, descendiendo desde el 111,2% del trimestre anterior y el 114% registrado en el tercer trimestre de 2022.

En la totalidad de la eurozona, la deuda pública alcanzó los 12,71 billones de euros en el tercer trimestre de 2023, representando el 89,9% en relación con el PIB de la región. Este porcentaje se sitúa por debajo del 90,3% registrado en el segundo trimestre y del 92,2% observado en el mismo periodo de 2022.

Deuda pública y déficit en la UE

Entre los países de la UE, los ratios más altos de deuda pública/PIB al final del tercer trimestre de 2023 se registraron en:

  • Grecia: 165,5%
  • Italia: 140,6%
  • Francia: 111,9%
  • España: 109,8%
  • Bélgica: 108,0%
  • Portugal (107,5%

Los más bajos se vieron en:

  • Estonia: 18,2%
  • Bulgaria: 21%
  • Luxemburgo: 25,7%
  • Suecia: 29,7%
  • Dinamarca: 30,1%

En comparación con el segundo trimestre de 2023, los mayores aumentos en la proporción de deuda/PIB se observaron en:

  • Bélgica: +2,1 puntos porcentuales
  • Letonia: +1,9 pp
  • Eslovenia: +1 pp
  • Rumanía:+0,8 pp

Mientras que los mayores descensos se registraron en:

  • Chipre: -5,6 pp
  • Luxemburgo: -2,6 pp
  • Portugal: -2,5 pp
  • Croacia: -2,2 pp
  • Italia: -1,8 pp
  • Grecia: -1,6 pp
  • España: -1,4 pp
  • Países Bajos y Eslovaquia: ambos -1 pp

Respecto del tercer trimestre de 2022, los mayores incrementos de la ratio correspondieron a:

  • Bélgica: +2,5 pp
  • Estonia: +2,3 pp
  • Finlandia: +2 pp
  • Letonia: +1,3 pp
  • Eslovaquia, Rumanía y Luxemburgo: los tres +1 pp
  • Lituania: +0,4 pp

Mientras que los descensos más acusados se observaron en:

  • Grecia: -12 pp
  • Portugal: -10,9 pp
  • Chipre: -10,3 pp
  • Croacia: -5,5 pp
  • Irlanda: -4,9 pp
  • España: -4,2 pp
  • Suecia: -4 pp
  • Austria: -3,1 pp
  • Eslovenia: -3 pp

China, Europa, déficit, deuda publica
Sede de la Unión Europea en Bruselas.

Pese al descenso en términos relativos de la deuda pública española, España sigue liderando el ránking de endeudados. De hecho, la reducción no se ha debido a una restricción del gasto, sino al efecto que provoca el incremento del PIB tras la pandemia.

Además, no sólo la deuda pública hace que España destaque en la región pues, en el tercer trimestre de 2023, la eurozona y la UE registraron un déficit del 2,8% de sus respectivos PIB frente al 4,3% de la economía española. Los datos comunitarios sufrieron descenso de dos décimas en comparación con el desequilibrio negativo del 3% del segundo trimestre.

En el tercer trimestre de 2022, la zona euro presentó un déficit equivalente al 4% de su PIB, mientras que para los Veintisiete se estimó en el 3,8%.

Entre los países de la zona euro, los mayores déficit en el tercer trimestre correspondieron a:

  • Eslovaquia: 7%
  • Letonia: 5%
  • Francia: 4,8%
  • España: 4,3%

Por contra, las naciones con un menor déficit de la región fueron:

  • Portugal: 2,5%
  • Croacia: 2,2%
  • Irlanda: 1,6%

Tener una deuda pública alta y un déficit elevado puede acarrear varios problemas económicos y financieros para un país. La carga de intereses asociada con una deuda elevada puede consumir una parte significativa del presupuesto del gobierno, dejando menos espacio para otros gastos esenciales como inversiones en infraestructura, educación y servicios sociales.

Además, los altos niveles de deuda y déficit pueden llevar a restricciones fiscales, limitando la capacidad del gobierno para implementar políticas fiscales expansivas en momentos de recesión o crisis económica. Esto puede resultar en un riesgo de impago, con inversionistas preocupados por la capacidad del país para cumplir con sus obligaciones financieras, lo que podría aumentar los costes de endeudamiento.

La dependencia de los mercados financieros internacionales para financiar la deuda puede hacer que un país sea vulnerable a cambios en las condiciones globales de financiamiento, como tasas de interés internacionales más altas. Cada situación es única y requiere un análisis detallado, pero estos son algunos de los desafíos asociados con altos niveles de deuda y déficit.

El Tesoro Público español, organismo dependiente del Ministerio de Economía, Comercio y Empresa, ya ha ordenado a seis entidades bancarias que lleven a cabo una nueva sindicación para emitir obligaciones del Estado con vencimiento a 10 años, hasta el 30 de abril de 2024. Esta es sólo una de las herramientas que tiene el Gobierno para aumentar la deuda española.

Lo último en Economía

Últimas noticias