Vuelta a España: Etapa 10

Exhibición y liderato para Roglic en Castro Urdiales

roglic
Roglic ganó en Castro Urdiales su tercera etapa. (AFP)

Primoz Roglic se adjudicó su tercera etapa en la presente edición de la Vuelta a España en una llegada en pendiente en Castro Urdiales. El esloveno impuso su punch final en los últimos 200 metros para superar a todos sus rivales con una solvencia insultante y acortar 16 segundos en la general con el otrora líder Richard Carapaz, al que le arrebató el maillot por mejores resultados globales, aunque tienen exactamente el mismo tiempo en los cronos.

La etapa permitió la clásica fuga sin ningún tipo de opciones, además de que el sprinter dominante Sam Bennett se quedó a 25 kilómetros de meta del grupo en un recorrido bastante accidentado. El kilómetro final, con una pendiente del 7% de media, permitió a los favoritos medir sus fuerzas comprobándose que Roglic es el mejor sprinter en pendiente que hay.

Parecía que Carapaz tenía la situación controlada ante el ataque lejano de Guillaume Martin. Sin embargo, Roglic vio que el ecuatoriano había quemado todos sus cartuchos, salió del abrigo del grupo y soltó un demarraje de tremenda violencia que le permitió levantar los brazos en la meta, mientras que su gran rival por la general entraba a decimocuarto en la jornada.

La general, que apenas sufrió cambios, sí vio al español Marc Soler perder algunos segundos con los mejores de la carrera, evidenciando que no tiene piernas para la jornada reina de este sábado en Asturias con un encadenado de cuatro puertos de primera categoría que culminará en La Farrapona. Roglic está como un toro en esfuerzos cortos, veremos cómo se le dan los prolongados. En el Tour ya se vio que no era su especialidad.

Lo último en Deportes

Últimas noticias