Limpieza

Cómo limpiar los radiadores de casa a fondo

limpiar los radiadores
Aprende cómo limpiar los radiadores a fondo

Una nueva temporada de Otoño, y de frío, está a la vuelta de la esquina de modo que tenemos que comenzar a poner a punto nuestra calefacción así que vamos a explicarte a continuación, una sencilla guía de pasos para limpiar los radiadores de casa a fondo.

Los radiadores permanecen encendidos constantemente durante el invierno de modo que es fácil que acaben acumulando mucho polvo. Por lo tanto, es importante liberarlos de la suciedad antes de que volvamos a encenderlos cuando vuelva el frío.

Pasos para limpiar los radiadores de casa a fondo:

limpiar radiadores

Ahora que acaba el verano, es un buen momento para que aproveches y limpies los radiadores de modo que cuando llegue el otoño los tengas a punto para calentar la casa. Además, la limpieza de los radiadores es especialmente importante si en la casa hay personas sensibles al polvo o que sufren de alergias. Veamos entonces cómo se limpian:

  1. Primero, apaga los radiadores (en el caso de estar encendidos) y déjalos enfriar por completo.
  2. A continuación, cubre todo alrededor de los radiadores para evitar ensuciarlo todo. Coloca periódicos viejos o trapos húmedos en el suelo para recoger mejor toda la suciedad.
  3. Para limpiar correctamente el polvo en general, lo fundamental es intentar limpiar bien incluso las secciones traseras de los radiadores , las correspondientes a la pared. Hay en el mercado cepillos especiales capaces de capturar el polvo , que te ayudan a llegar a las esquinas más difíciles. Su forma especial cónica se estrecha al paso dentro del calentador y llega a limpiar todas las grietas.
  4. Si no estás satisfecho con el resultado, coloca un paño húmedo debajo del radiador y detrás de la pared .Toma el secador de pelo y dispara el aire caliente contra el calentador. El aire caliente hará que todo el polvo presente se mueva hacia abajo y detrás del radiador, atraído por la humedad del paño mojado. Además del cepillo de mango largo , que cuesta poco y se puede encontrar en cualquier lugar, también puede elegir envolver un paño electrostático alrededor de un cepillo de metal. Gracias a esto podrás penetrar incluso en las áreas más difíciles del calentador.
  5. Después de eliminar el polvo , otro método que recomendamos para una limpieza profunda es confiar en el vapor. Si tienes una vaporeta, esta te ayudará a derretir la suciedad más dura. También es excelente para eliminar las manchas de agua y polvo que se forman en los radiadores.
  6. Después de pasar el vapor directamente sobre las superficies sucias, toma un trapo y elimina cualquier residuo restante. En este punto, pasa un desengrasante mezclado con agua y completa la limpieza.

Gracias a lo explicado verás como los radiadores brillarán y, al mismo tiempo, habrás desinfectado todo el entorno que luego se calentará. Ahora veamos cómo limpiar a fondo los radiadores , interna y externamente, según el tipo que haya instalado en su hogar.

Limpiar radiadores de hierro fundido

  1. Los radiadores de hierro fundido, en comparación con los de diseño tubular de metal o aluminio, necesitan una limpieza y mantenimiento periódicos . Es importante eliminar el polvo periódicamente para maximizar la producción de calor y, por lo tanto, también ahorrar energía.
  2. Si está pintando Tu casa, preste atención a los radiadores de hierro fundido y aprovecha la oportunidad de pintarlos con un producto respirable.
  3. Para eliminar todo el polvo, debes tener una aspiradora lo suficientemente potente o un compresor. Cubre los muebles y el mobiliario que se encuentran alrededor del radiador para no ensuciar toda la habitación con el polvo que saldrá.
  4. Coloca la aspiradora debajo del radiador para eliminar todo el polvo. Con el compresor en su lugar, o con un aspirador de tubo, el aire soplará dentro de cada orificio en la parte superior del radiador.
  5. Ahora que has eliminado todo el polvo, toma un recipiente y lo colocas debajo de la ventilación del radiador. Abre la válvula y verás que baja el agua sucia , inicialmente es naranja. Este es el agua que se había asentado en las tuberías, así que tienes que sacarla todo.
  6. Tan pronto como veas que ha salido el agua, cierra la válvula. Después de que el interior esté limpio, toma una cubeta y mezcla agua tibia y detergente neutro o un desengrasante. Remoja una esponja con esta solución y pásalo a todo el radiador, eliminando cualquier mancha . Termina secando toda la superficie con un paño suave.

Limpiara radiadores de metal

  1. El método de limpieza de los radiadores de metal clásicos es similar al procedimiento utilizado para limpiar los de hierro fundido.
  2. Tendrás que tener diferente atención si tienes radiadores de diseño como los tubulares. Con estos no necesitarás usar la aspiradora o el compresor.
  3. Ármate con un paño antiestático y pásalo por toda la estructura. Todo el polvo quedará pegado a la tela de esta manera. Mientras lo limpias, ten cuidado de eliminar el exceso de polvo antes de continuar con tu trabajo de limpieza .

Lo último en How To

Últimas noticias