Chalet Pablo Iglesias

La piscina de Iglesias y Montero en el casoplón vale lo mismo que la vivienda media española: 115.740€

chalet pablo iglesias
Piscina de Pablo Iglesias.
Comentar

Pablo Iglesias no tiene una piscina cualquiera en el chalé de lujo que se acaba de comprar con Irene Montero. De hecho, el valor de su piscina es el precio medio de la vivienda de 90 metros cuadrados estándar que disfrutan los españoles: 115.740 euros.

El coste mínimo confirmado de su piscina –elaborada con piedra de musgo, materiales nobles y rústicos, escalinata, forma en gajo, construcción a medida y adaptada al terreno, etc.– es de 100.000 euros. El precio puede subir hasta los 125.000 euros dependiendo de los constructores contratados, según han confirmado empresas que se dedican a la instalación de este tipo de piscinas en la zona de la Sierra de Madrid y que han preferido mantenerse en el anonimato para no entrar en la polémica política.

Esos precios son, casualmente, los precios medios de la vivienda española de 90 metros cuadrados, la casa habitual que tienen la mayoría de familias españolas en las grandes ciudades como Madrid o Barcelona.

El precio medio del metro cuadrado en España se encuentra en estos momentos, según la tasadora Tinsa, en 1.286 euros. Y eso significa que un piso medio de esas características supone un pago para los españoles de 115.740 euros.

Con esos precios, la piscina de Iglesias y Montero en el casoplón se sitúa casualmente en el centro de la franja de precios de la vivienda media española. O, dicho de otra manera, que los Iglesias-Montero van a disfrutar de una piscina que tiene un coste equivalente a lo que pagan los españoles por tener toda la casa entera –ellos sin piscina, por supuesto–.

“Una piscina muy especial”

“Se trata de una piscina muy especial. Por el tamaño, claramente más grande del habitual que solemos instalar. Y por los materiales empleados”, señala un directivo de una empresa de la zona especializada en la creación de estas piscinas. “La piscina más pequeña de este estilo que instalamos cuesta 75.000 euros. La más grande puede superar los 125.000 euros” añade el responsable de esta empresa.

Los materiales son otra de las claves. “La piedra de musgo empleada ya no se puede extraer de Madrid ni de prácticamente ningún sitio de España. Nosotros la traemos de Portugal. Aquí está protegida. Y esos portes obviamente encarecen la construcción de este tipo de piscinas”, señalan desde otra empresa.

El mantenimiento de la piscina es otra de las cuestiones que hará especialmente caro el lujoso baño. La piscina es más grande lo normal y, por lo tanto, lo costes de depuración y mantenimiento de la calidad del agua también. “Se trata de piscinas que bien por cloro, bien por sal requieren de cuidado continuo. Y eso supone o una dedicación permanente, o la contratación de un servicio profesional que tiene su precio”, añaden desde una de las empresas.

Sea como sea, tanto el precio de construcción de la piscina como el mantenimiento equivaldrán al esfuerzo medio de las familias españolas para tener su casa entera.

Últimas noticias