El presidente de la Liga no quiere perder a su estrella

Tebas negocia con los clubes para que acepten la inscripción de Messi saltándose el fair-play

messi tebas
Messi recibe un premio de manos de Javier Tebas. (AFP)

Javier Tebas está decidido a hacer todo lo posible para que Leo Messi continué en el Barça. El presidente de la Liga ya sabe que es imposible que los azulgranas consigan inscribir al argentino salvo una venta masiva de jugadores a costes desorbitados. La lesión de Dembélé, la desaparición de Coutinho o el poco interés en fichar a Griezmann han hecho que Joan Laporta tenga imposible recaudar el dinero necesario para inscribir al jugador. Vender a jóvenes baluartes como Pedri o Ansu Fati no pasa, por el momento, por la cabeza del presidente.

Messi, que es agente libre y contabilizaría como fichaje para el equipo azulgrana, tiene un acople complejo en las cuentas azulgranas y más teniendo en cuenta que también deben inscribir a Agüero, Depay, Eric García y Emerson Royal. Los números no salen por ninguna parte y Tebas parece abocado a tener que mojarse en un asunto complejo que le afecta directamente.

En año de venta de derechos televisivos de la Liga, el presidente de la patronal de clubes sabe que no puede ni debe permitirse la pérdida del gran símbolo que permanece en su competición. La no continuidad de Messi en España se traduciría en una rebaja estimada de 500 millones de euros anuales de recaudación en concepto televisivo en una competición que actualmente ingresa 1.140 millones en ese apartado.

Messi no sólo genera mucho en España, sino que en el extranjero se firman muchos contratos televisivos por su presencia. Sin el argentino, el Barça tendría como principal símbolo a Griezmann, mientras que el Real Madrid contaría con Benzema. Pese a ser dos grandes jugadores, ninguno de ellos mueve mareas mediáticas a los niveles de Neymar, Cristiano o Harry Kane.

La pandemia, la bajada de audiencias, la hegemonía de la Premier y el subidón de la Serie A han complicado la existencia a una Liga que en su día presumía de que su fair-play financiero era una herramienta que había saneado la económica de muchos clubes y que ahora puede quedar manchada si se permite la inscripción de Messi.

Las dos opciones de Tebas

Es por ello que Tebas maniobra para que siga Leo en nuestra competición habiendo mantenido contactos informales con grandes clubes como el Atlético o el Villarreal para saber su postura acerca de la inscripción de Messi. Según ha podido saber este periódico, la idea del presidente es conseguir el favor de una buena mayoría de clubes para que permitan la inscripción ‘fraudulenta’ de Messi dejando aislado a un Real Madrid que todavía no ha sido llamado a consultas.

Tebas quiere evitar tener que convocar una Asamblea Extraordinaria que daría todavía más foco a todo el asunto porque el tema central sería la flexibilización del fair-play financiero para beneficiar especialmente a un club. El presidente de la Liga prefiere actuar de ‘tapadillo’ consiguiendo apoyos de clubes cercanos para luego llamar al resto y decir que tiene a varios más a bordo de su idea.

Laporta ha maniobrado a la perfección para poner la pelota en el tejado de un Tebas que sabe que se juega parte de su prestigio y también de su bonus salarial con el futuro de Messi. La Liga ha intentado flexibilizar los paquetes de venta de derechos televisivos con el objetivo de atraer a otras plataformas como Amazon o Disney Plus.

La ambición es sacar un contrato tan jugoso como el de la Serie A, la realidad es evitar obtener un acuerdo tan escaso como el de la Ligue 1 francesa. El hecho es que Telefónica parece el único capaz de pujar por la competición de Tebas y no sobrepagará mucho tras ver cómo la competencia en forma de Mediapro se ha desmoronado. Si Messi no sigue, el contrato puede sufrir un gran bajón, lo que se traduciría en problemas para Tebas y para unos clubes que pueden perder todavía más de su presupuesto.

Lo último en Deportes

Últimas noticias