El portero recibe el alta médica y abandona el hospital

Iker Casillas, al borde las lágrimas: "No sé lo que pasará en el futuro, lo importante es que estoy aquí"

Iker Casillas habló ante los medios de comunicación en el hospital CUF de Oporto después de recibir el alta médica

Iker Casillas habló ante los medios de comunicación en el hospital CUF de Oporto minutos después de recibir el alta médica tras el infarto que sufrió el pasado miércoles y que le ha obligado a estar ingresado hasta este lunes.

"Estoy muy emocionado. Quiero dar gracias por las miles de muestras de cariño. Habrá que esperar un par de semanas o un par de meses. Tengo que dar las gracias a todo el mundo que me ha apoyado. No sé que pasará en el futuro, lo importante es que estoy aquí", dijo Iker Casillas a la salida del hospital.

Vestido de blanco, con pantalón vaquero, nervioso, sonriente y visiblemente emocionado. Así salía Iker Casillas del hospital CUF de Oporto. Se había pactado que no habría preguntas, pero el legendario portero sí que quiso mandar un emocionado mensaje a todo el mundo, aguantándose las lágrimas.

"Hace unos días tuve un acontecimiento, me tocó a mí y aquí estamos. Es difícil hablar, estoy muy agradecido, he tenido mucha suerte. Me han hecho sentir muy querido los que se han preocupado. Me emociono un poco, no quiero olvidar al hospital, al doctor Nelson, la gente del Porto, a los médicos y a todos", arrancó Iker Casillas.

El mítico ex capitán del Real Madrid y de la selección española, el hombre que levantó el Mundial de Sudáfrica, se fue soltando: "Quiero agradecer todo el cariño de las redes. Me encuentro mucho mejor. Será un reposo de un par de semanas o de un par de meses. Me da igual, lo importante es estar aquí", continuó Casillas.

"Había que esperar a que el corazón se asentase, el cuerpo estuviera tranquilo. Estaba bien, emocionado, lo puedo contar y lo podéis ver. Gracias a todos y a la familia que me ha apoyado mucho y una vez más a la gente. Miles y miles de personas que me han mandado mensajes que iré contestando porque ahora tendré tiempo. No sé que será del futuro, lo importante es estar aquí. Muchas gracias por la espera y nos veremos pronto", siguió Iker.

Su futuro en el aire

Iker Casillas regresa ahora a su casa en Foz, frente al Atlántico. Las primeras dos semanas serán de reposo absoluto para el portero. Paseará por la playa y aprovechará para reflexionar sobre su futuro.

Llevará un seguimiento exhaustivo de los médicos que tienen que decidir cuándo comienza la rehabilitación cardiaca. La intención de Iker Casillas es volver a España a finales de mayo, principios de junio. No podrá hacer nada de deporte hasta dentro de tres meses y su recuperación total podría durar hasta diez. De momento, su futuro como futbolista profesional está en el aire, aunque desde luego como futbolista a Iker no le quedan retos por conseguir.

Lo último en Deportes